El período de restricción se extiende hasta el 15 de noviembre. Esta acción tiene como objetivo proteger la reproducción y el desarrollo de las diferentes especies que habitan en espejos y cursos de agua de la provincia.

La veda permite cuidar los recursos naturales.

La veda permite cuidar los recursos naturales.

La Secretaría de Medio Ambiente continúa desarrollando políticas ambientales en pos del cuidado, conservación y propagación de la fauna en el territorio de la provincia.

Además de proteger el correcto desarrollo de las especies, la veda permite obtener beneficios para la comunidad, para disfrutar de los atractivos turísticos y generar actividades de pesca.

Es por esta razón que desde la cartera ambiental se estableció un período de restricción que inicia el 2 de septiembre y termina el 15 de noviembre para los distintos cursos de agua con los que dispone San Luis.

Cabe mencionar que en esta época del año, el pejerrey desova en las orillas, en lugares de poca profundidad, depositando sus huevos, los que formarán la próxima generación de pejerreyes.

 

Veda total de pesca:

Dique Cruz de Piedra.

Dique Luján.

Dique Nogolí.

Dique Potrero de los Funes.

Dique Villa General Roca.

Dique Esteban Agüero.

Dique Las Palmeras.

Dique Saladillo.

Dique Piscu Yaco.

Dique La Huertita.

Dique Vulpiani.

Boca del Río.

 

Veda total de pesca deportiva desde costa y murallón. Veda parcial en modalidad de embarcado:

Dique Paso de las Carretas.

Dique San Felipe.

Dique La Florida.

Dique El Saladillo.

 

En los diques señalados solo se permite la pesca los sábados y domingos en la modalidad de embarcado, de acuerdo a las disposiciones de San Luis Agua, deben estar alejados de la costa.

 

Nota y foto: Prensa Secretaría de Medio Ambiente.