La ceremonia se llevó a cabo este lunes por la mañana y, si bien tuvo el desarrollo institucional que ameritan este tipo de hitos, no faltaron momentos de emotividad en grandes y chicos, pues para 16 alumnos representó una fecha por demás especial, en la que unos dan el paso a la secundaria y otros a los estudios superiores, marcando con ello un punto de inflexión en su infancia y adolescencia.

A las 10:00, la nave del club Jorge Newbery, que eventualmente oficia como polideportivo pero que, desde hace un año, es sede de la escuela generativa homónima, se colmó de familias y amigos de los flamantes egresados, como también de representantes de otras comunidades educativas, representantes de las fuerzas vivas, la ministra de Educación Paulina Calderón; el presidente y vicepresidente de la institución deportiva, Juan Carlos Príncipi y Omar Berenguer, respectivamente; delegaciones de otras generativas y escuelas tradicionales, y Humberto Vega, uno de los fundadores del club, que fue especialmente invitado para la ocasión.

Tras la entrada de las banderas de ceremonias se procedió a entonar el Himno Nacional Argentino, luego de lo cual se procedió al cambio de abanderados y escoltas de las enseñas Nacional y Provincial. Nancy del Castelo, profesora de la entidad, dirigió a continuación unas palabras a los egresados, alentándolos a seguir sus sueños y proponerse todo lo que signifique realización personal y profesional, como también a no olvidar su paso por la “Jorge Newbery”, escuela “en la que todos han dejado su huella”.

A la docente le siguieron en el uso de la palabra dos alumnas, cuyas voces se quebraron por momentos debido a la emoción de despedirse de la comunidad educativa, situación que se trasladó a varios de los presentes que no pudieron evitar las lágrimas.

Tras retirarse las banderas ceremoniales, se procedió a entregar a los 5 egresados de la secundaria y a los 11 de la primaria sus diplomas, momento que fue inmortalizado por decenas de celulares en modo foto y video. Luego los bailarines Marcela Vecino y Daniel Sosa realizaron dos estampas tangueras, tras lo cual se proyectaron dos audiovisuales, uno de ellos mostrando imágenes recopiladas durante todo el año con diversas actividades realizadas en la escuela, y el otro un videoclip musical desarrollado íntegramente por los alumnos, incluyendo la letra y música de la canción, como también la puesta en escena y edición.

El cierre fue festivo, con el clásico arrojo al aire de los birretes por parte de los chicos y el cerrado aplauso de todos los presentes, para luego cederle paso a la tradicional toma de fotos familiares, y a los abrazos y felicitaciones entre los chicos.

“Es un día muy emotivo para nuestra comunidad -reconoció Sonia Vranken, coordinadora de la escuela-, tanto por lo que estamos viviendo como por ser nuestro primer año y nuestros primeros egresados. A modo de balance debo reconocer que ha sido difícil en el comienzo, con errores que se fueron solucionando sobre la marcha, pero que sobrellevamos con mucha satisfacción. Nuestra modalidad es bachiller en educación física, por lo que tiene una base fuerte en deporte, pero también mucho estudio con todas las asignaturas que se ven en una escuela tradicional”.

La docente agregó que “a la ‘Jorge Newbery’ asisten 150 chicos desde los 8 años a los 18, y hace poco hicimos una preinscripción para saber si quienes ya estaban querían permanecer con nosotros, lo que nos sorprendió porque todos eligieron quedarse, por lo que a esta altura ya no tenemos más vacantes. Las escuelas generativas, a quienes tenemos muchos años en la docencia, nos sorprenden los resultados, principalmente porque todos los chicos quieren venir a la escuela”.

Por su parte la ministra de Educación, Paulina Calderón, comentó que “muchas generativas aún no tienen egresados este año, por lo que la ‘Jorge Newbery’ es especial en este sentido. La propuesta es muy interesante y digna de estudiar y analizar por los buenos resultados que están dando; han logrado ser escuelas personalizadas, con pocos estudiantes y un docente cada 20 alumnos, lo que evita que los chicos se conviertan sólo en un número”.

“San Luis ha sido pionera en animarse a innovar para mejorar la calidad educativa, como también lo son las escuelas digitales y las autogestionadas -añadió la funcionaria-. Actualmente hay 19 generativas y al menos 20 proyectos contemplados para 2019, aunque siempre se van sumando clubes interesados en contar con una escuela de estas características”.

 

Nota y fotos: ANSL.