Juliana Chacón es seismesina. Pesó 1,600 kg cuando nació en el Policlínico de Villa Mercedes. Cuando tenía 3 años le detectaron hipoacusia bilateral. Hoy tiene 10 y vive junto a su familia en Justo Daract. Dentro de poco escuchará por primera vez. El Gobierno de la Provincia se hará cargo del implante coclear, que se le realizará en el Hospital San Luis el próximo 26 de julio.

Luego de un largo camino recorrido para mejorar la calidad de vida de la niña, la familia de Juliana se acercó en diciembre del año pasado al Programa Coordinación de Urgencias del Ministerio de San Luis, para solicitar el apoyo del Gobierno de la Provincia. Sus padres no tienen obra social, es así que el Estado realizará la inversión de $617.500 en el implante. La operación estará a cargo del doctor Sebastián Picciafouco.

La mamá de Juliana, Rocío Salgado, contó muy emocionada que cuando la nena nació estuvo un mes en incubadora. Tuvo bronquiolitis y por eso estuvo un mes más, internada en el Hospital de Villa Mercedes. “La hipoacusia la detectamos a los dos años, cuando la llevé al neurólogo. A los 3, le diagnosticaron hipoacusia bilateral, y fue ahí cuando comenzó el camino para que pudiera escuchar. Hubo viajes a la ciudad de San Luis para ser atendida por una fonoaudióloga y al Hospital Garrahan de Buenos Aires. A los 6 años comenzó a usar un audífono”.

La niña está en 5º grado de la escuela “Juan Bautista Alberdi” de Justo Daract, y siempre llevó una vida como cualquier chico de su edad. “Hoy tenemos la fecha para el implante coclear, el 26 de julio, y gracias a Dios estamos contando los días”, agregó la mamá.

Sergio, su abuelo, agradeció el acompañamiento de la jefa del Programa Coordinación de Urgencias, Cecilia Bustos, y a todo su equipo. “Nosotros desde el primer momento hemos notado la preocupación y dedicación. Nos hemos sentido acompañados todo este tiempo. También queremos agradecer al doctor Piciaffouco, la fonoaudióloga de Justo Daract, a los docentes. Estamos a un pasito y por eso, muy ansiosos. Tenemos una felicidad enorme, les queremos agradecer a todo de corazón, a la ministra y el Gobierno. Estas lágrimas son de emoción y alegría, porque mi nieta volverá a escuchar”, dijo el abuelo.

 

Nota y foto: Prensa Ministerio de Salud.