La Secretaría de Medio Ambiente y Parques, a través de las Plantas de Tratamiento y Reciclado de Residuos Sólidos Urbanos (RSU), donó más de 6 mil kilos de tapitas y 3.600 kilos de residuos de aparatos eléctricos y electrónicos. Lo recolectado fue enviado por Transporte Libertador, que se sumó a la misión solidaria y ecológica.

A pesar del contexto sanitario que atraviesa el planeta, el compromiso ambiental del Gobierno provincial no se detuvo, y  continúa recolectando tapitas que son enviadas anualmente a la Fundación Garrahan.

En esta oportunidad, las cuatro plantas de tratamiento de RSU, organizadas en distintos puntos de San Luis, realizaron una donación de 6.180 kilos de tapitas y 3.600 kilos de residuos de aparatos eléctricos y electrónicos. La recepción estuvo a cargo de Ivette Campot, referente voluntaria de la Fundación Garrahan en San Luis

Todo lo recolectado fue enviado a Buenos Aires, con destino a la Fundación Garrahan, a través de la colaboración solidaria de Transporte Libertador. El objetivo  es transformar lo recolectado, y  generar recursos a través de las donaciones, reciclando los materiales donados, para producir nuevos productos.

 

 

Las tapitas fueron acopiadas durante los meses del año 2020 en “El Jote” en Carpintería, “Peuma” en La Toma, “La Jarilla” en Quines y la “Metropolitana” en Donovan. Las cuatro plantas de tratamiento no dejaron de trabajar durante la pandemia, y continúan recibiendo los residuos de los 41 municipios y empresas privadas, cumpliendo en cada momento con los protocolos establecidos para poder proteger la salud de la población.

 

Nota, fotos y video: Prensa Secretaría de Medio Ambiente y Parques.