Los jóvenes bailarines son unos enamorados de la danza folclórica y aseguran que vivir en San Francisco es lo mejor que les pasó.

Jerónimo y Juan Ángel realizan la práctica de esta danza desde el 2013.

Oriundos de San Francisco del Monte de Oro, Jerónimo comentó que comenzó a practicar esta disciplina alrededor de los 4 años, destacándose a temprana edad en el malambo. “Soy un artista emergente y junto a Juan Ángel bailamos malambo. Realizo la práctica de esta danza desde el 2013. Comencé con la profesora Silvana Nievas y además tomamos clases con el profe Hugo Lucero”.

Jerónimo es un destacado bailarín de su pago y define con mucha pasión lo que hace. “Para mí bailar es soltarse. Yo estoy enamorado de esto porque me encanta y la verdad que me atrapó cuando estaba en 3° grado. Desde ese momento, nunca me detuve”.

A la hora de hablar de su familia, el joven destacó que su abuelo y su padre también bailaban y asegura que él heredó cada una de las cualidades artísticas de sus parientes directos.

Nota y foto: Prensa Programa Cultura.