A tan solo meses de su fallecimiento, el pueblo mercedino brindará un espectáculo en honor al legado que generosamente Félix Máximo María dejó a su querido Villa Mercedes. El evento se realizará este domingo a partir de las 20:00 en el Complejo Molino Fénix. Este homenaje será gratuito, abierto a toda la comunidad y contará con la infaltable presencia de Las 100 Guitarras Mercedinas (grupo del que formó parte).

Gran homenaje al guitarrista Félix Máximo María en el Molino Fénix.

Además, estudiantes de la Escuela Generativa que lleva su nombre, interpretarán la obra “Anécdotas de Don Félix” junto a bailarines de la academia Pincel Nativo y Andrés Policino. También pasarán por el escenario el dúo Charly y Mabel Guzmán, el escritor Liberato Tobares y familiares y amigos de “El Pulpo” como lo llamaban sus amigos, para recordar sus pasos por la música de nuestra tierra. A modo de cierre, su talento quedará inmortalizado en un mural conmemorativo preparado por artistas locales que será descubierto durante el acto.

Félix Máximo María fue dueño de un exquisito talento para la música lo que lo convirtió en un artista homenajeado aún en vida.  Gracias a su trayectoria fue ciudadano ilustre de Villa Mercedes, miembro honorario de la Sociedad Argentina de Escritores y durante tres años consecutivos Personalidad Destacada de la Cultura Nacional. Junto a Las 100 Guitarras Mercedinas sembró la música puntana por todo el país y el mundo, llegando a interpretar el Himno Nacional Argentino en el Festival de la Tonada en Nueva York en 1998.

Personalidad infaltable en la Fiesta Nacional de la Calle Angosta, dejó sus famosas anécdotas inmortalizadas en su libro “Recuerdos de aquel boliche” y el año pasado recibió la noticia de que su nombre quedaría plasmado en una escuela mercedina. “La Escuela Generativa es una escuela moderna, una novedad. Todavía quizá no nos damos cuenta de la importancia que tienen. Con los años van a poder dimensionar lo que significan” expresó Félix Máximo María con gran alegría ya que a través de esa escuela miles de chicos y chicas podrían acceder a la educación y a la música, su gran pasión.

“Que mi nombre esté tan presente en la escuela del Molino Fénix y de la Casa de la Música es una alegría profunda, con esto doy por terminado todo lo que esperaba para mis 93 años” agregó Máximo María que este primero de marzo cumpliría 94. El Complejo Molino Fénix invita a toda la comunidad a formar parte de este reconocimiento, conmovidos por un artista mercedino que se fue, pero seguros de que dejó su gran legado a las nuevas generaciones.

Nota y foto: Prensa Complejo Molino Fénix.