En la jornada del lunes, 16 alumnos de 6º año de nivel secundario recibieron su título. El miércoles pasado fue el turno de los alumnos de 6º grado del primario.

Emoción, orgullo y ansiedad por una etapa cumplida y también un nuevo camino por delante, son las postales más recurrentes en ambos actos de egreso, en donde los alumnos acompañados por sus familias recibieron sus diplomas.

El pasado miércoles, alumnos de la agrupación “Gruss”, celebraron el cierre de una etapa y el inicio de otra. La Escuela Pública Digital “Albert Einstein” de la Universidad de La Punta (ULP), la primera de este innovador modelo impulsado por el gobernador, Alberto Rodríguez Saá en 2010, ya cuenta con 170 graduados en nivel primario.

El acto fue encabezado por la secretaria de Extensión, Susana Torres, y contó con la presencia de directivos, docentes, padres, alumnos y familiares. “Queremos estar presentes en este hito histórico de su vida porque sabemos que terminaron la escuela primaria”, aseguró Torres.

Y añadió: “Es uno de los pasos que nosotros recordamos y por supuesto que nuestros padres y familias también. Esta es una escuela pública digital de la ULP, estamos muy atentos a lo que necesitan los padres y niños, no solo académicamente sino también en lo personal”.

El coordinador de la Escuela “Albert Einstein”, nivel primario, Julio Baigorria, expresó: “Fue un acto que nos colmó de satisfacción y orgullo por nuestros niños. El mensaje que yo les dejo es que más allá de todo sean felices y los objetivos que se planteen hagan todo lo necesario para lograrlo”.

Un nuevo capítulo

La séptima promoción de nivel secundario de la EPD cerró un capítulo más, al culminar sus estudios secundarios y estar en condiciones de continuar con sus estudios universitarios.

“Esta promoción tiene una particularidad, son chicos que ingresaron en un sistema totalmente nuevo en el nivel primario. Fueron creciendo y transcurriendo su juventud en este sistema nuevo que es no graduado, que es digital y personalizado”, destacó el coordinador de la institución, Julio Domínguez.

Si bien estaban contentos por terminar, los egresados no dejaron de mostrar su emoción en el acto, al recordar lo mejor del año. El egresado, Pablo Acosta, dijo: “Fueron momentos lindos, no puedo expresar más que felicidad. La metodología de enseñanza es muy buena. Te enseñan a pensar de otra manera, a ver de otra manera y lo haces desde lo digital”. Y agregó que una de sus opciones para seguir estudiando está en las carreras que ofrece la ULP Virtual.

Los familiares no se quedaron atrás en su alegría. Norma Barros, mamá de Emanuel Galdame, comentó que su hijo asiste al colegio desde que inauguró. También confesó que en un principio no estaba segura del sistema educativo, pero los resultados la conformaron: “Tuvo un excelente nivel, los profesores son muy buenos y por eso nuestra hija también vendrá acá”.

 

Nota, fotos y video: Prensa ULP.