Autoridades del gabinete provincial visitaron a los vecinos de los barrios 111 y 30 viviendas para interiorizarse sobre sus inquietudes y comenzar a resolver las dificultades edilicias que tienen en sus hogares.

El Gobierno solucionará los problemas de 141 familias del Plan Solidaridad.

El Gobierno solucionará los problemas de 141 familias del Plan Solidaridad.

El 25 de abril de 2015, 141 familias puntanas recibieron las llaves de sus flamantes hogares con el deseo de iniciar una nueva vida en viviendas “de calidad”. Pero, al poco tiempo, las edificaciones que supuestamente eran “de calidad”, comenzaron a evidenciar varios daños estructurales, como si fueran casas viejas.

A raíz de esos deterioros, los moradores de los vecindarios 111 y 30 viviendas acudieron, la semana pasada, al Gobierno provincial para buscar tranquilidad, y fueron escuchados.

Este jueves a la tarde, el ministro de Obras Públicas e Infraestructura, Felipe Tomasevich, y su equipo; y la secretaria de Viviendas, Ángela Gutiérrez de Gatto, visitaron la zona para conversar con los vecinos e interiorizarse de la delicada situación que viven.

Entre los muchos daños descriptos por los habitantes de los barrios se destacan problemas de cloacas, paredes quebradas, rajaduras en los techos, malas terminaciones y deplorables instalaciones de agua, gas y electricidad.

Una vez finalizado el recorrido, el titular de Obras Públicas e Infraestructura indicó que “vimos que las viviendas están en pésimas condiciones; fueron entregadas en la gestión de Claudio Poggi, son casas de casi dos años y tienen un deterioro como si fueran de quince. Realmente, no hay antecedentes en San Luis que se hayan entregado viviendas de estas características tan malas”.

Por su parte, Gutiérrez de Gatto manifestó: “A mí, como mujer, me entristece que la mayoría de los casos son mujeres con hijos, que perdieron sus trabajos porque las amenazaron que, si no venían a trabajar, iban a perder sus casas. Han sido muy maltratadas. Fue un plan perverso por las casas y el maltrato a las mujeres, no entiendo como se pudo haber tratado tan mal a gente humilde”.

“El gobernador nos pidió que dignifiquemos las casas, y vinimos personalmente para abrazarlos y tratar de reparar tanto maltrato”, expresó la secretaria, y agregó: “Hay cuidar a los humildes más que todo, algo que siempre dice nuestro gobernador, y que en la gestión anterior no pasó”.

Por último, Tomasevich informó que este viernes a partir de las 9:00, un equipo de inspectores del Gobierno de la provincia se presentará casa por casa para relevar cada uno de los deterioros edilicios.

“El deseo del gobernador es de reparar esta situación y volver a respetar a los humildes, a las mujeres y a la historia de San Luis. ¡Esto se va solucionar!”, concluyó el ministro.