En la sede del Subprograma de Adicciones, dependiente del Ministerio de Salud, se desarrolló una reunión a la que asistieron el jefe del Subprograma, Edgar Ribba; la coordinadora del Subprograma, Alejandra Vidaurre; el director del Servicio Penitenciario Provincial, Ernesto Sáez; la directora del Instituto Provincial de Reinserción Social (IPReS), Fernanda del Cerro, y equipos técnicos de ambas áreas.

Prevención y tratamiento de adicciones en el IPReS y el Servicio Penitenciario Provincial.

Prevención y tratamiento de adicciones en el IPReS y el Servicio Penitenciario Provincial.

En la oportunidad, las autoridades acordaron desarrollar tareas en conjunto durante las etapas de “pre libertad”, en las cuales intervienen tanto el Servicio Penitenciario como el IPReS, en cuyo transcurso colaborará el Subprograma Adicciones participando de los talleres psicoeducativos que dictará el IPReS conjuntamente con el área de “pre egreso” dentro del Servicio Penitenciario, también se prevé que durante esta etapa los penados que tengan salidas curativas y que padezcan de adicciones a sustancias puedan acceder a iniciar el tratamiento en el Centro de Prevención y Asistencia de Adicciones – CPAA, ubicado en el Hospital del Sur, donde el Subprograma se ofreció a habilitar los turnos necesarios y brindar una valoración de seguimiento respecto al tratamiento realizado, elevando el mismo a las autoridades del IPReS y del Servicio Penitenciario.

Durante la etapa “pos liberado”, cuyo seguimiento corresponde al IPReS, se acordó que este Instituto proporcionará un listado de aquellos tutelados que tengan como regla de conducta obligatoria (impuesta por el juez interviniente) el realizar tratamiento médico de su adicción a las sustancias toxicas, generando igual seguimiento del tratamiento, que en la etapa de “pre liberado”.

De esta manera, las áreas involucradas en el tratamiento de esta temática, aunando sus esfuerzos lograron arribar a un acuerdo en el cual, a través de la aplicación de sus recursos y dentro del ámbito de las competencias respectivas, se llegará a asegurar el tratamiento de las adicciones de este grupo de alto riesgo, confiando que un adecuado tratamiento de la adicción colaborará en el proceso de reinserción de los penados, disminuyendo la reincidencia delictual de los mismos.

 

Nota y foto: Prensa Ministerio de Seguridad.

Corrección: Berenice Tello.