El viernes, fueron 600 las familias que iniciaron una nueva etapa en sus vidas. Son más de 2 mil historias, con la esperanza intacta y el corazón desbordado de emociones, que comienzan a transitar un camino lleno de sueños. 

Claudia Domínguez momentos antes de recibir las llaves de su casa junto a su familia

Claudia Domínguez momentos antes de recibir las llaves de su casa junto a su familia.

“Estoy contenta, emocionada, ansiosa, una mezcla de sensaciones, no podía creerlo cuando recibí el llamado. Estamos muy agradecidos y esperando el gran momento de recibir las llaves”, dijo Claudia Domínguez mientras recibía un mate de su esposo, Cristian Sosa, antes del inicio del acto. Asistieron junto a sus cinco hijos: Santiago, Maura, Jazmín, Adriano y Agustín.

Claudia alquilaba una pieza desde hace 5 años: “Llegó el día, no lo esperaba realmente”.

La joven contó que iba a mudarse inmediatamente y que ya pensaron cómo decorarán la casa y los colores del dormitorio de los chicos.

Rodeada de sus hijos comentó que “ellos están felices, esperaban el día que llegue su casa, su habitación, su lugar, todo este esfuerzo es por y para ellos”.

Otro flamante propietario es José Ocampos, de 31 años .El joven que se dedica al rubro de la gastronomía junto con su mujer, Carolina Cortinez, ama de casa, y su hija Valentina alquilaba hace 7 años.

José Ocampos, adjudicatario del nuevo barrio realizado en el Complejo Serranías Puntanas.

José Ocampos, adjudicatario del nuevo barrio realizado en el Complejo Serranías Puntanas.

“Después de mucho sacrificio y de pagar años de alquiler finalmente el día llegó, hoy es un día de futuro y de progreso para toda la familia, para continuar planeando proyectos”, expresó José con los ojos llenos de lágrimas pero sonriente a la vez por lo que le tocaba vivir.

“Estamos ansiosos, emocionados, es una sensación difícil de explicar”, agregó.

José contó que esa misma noche haría la mudanza para dedicarse el fin de semana exclusivamente a instalarse en su nuevo hogar.

“Toda mi familia es puntana, somos la tercera generación que recibe viviendas construidas por el Gobierno de la provincia; hoy, después de 31 años, me toca recibirla a mí”, comentó feliz y esperanzado.

“Estamos con toda la fuerza y la expectativa para seguir adelante y continuar creciendo”, finalizó.

José fue uno de los cientos de propietarios que en la tarde del viernes se le hizo realidad su sueño y el de toda su familia con la entrega de su casa propia.

Minutos después de recibir la llave, la familia Rosales fue en búsqueda de su vivienda con los preparativos de la mudanza. “Es un sueño realizado, después de tantos años, tener la casa propia es lo más lindo que a una familia le pude pasar”, explicó Ricardo Rosales, acompañado por su esposa Analía y sus tres hijos, Agostina, Sebastián y Lucas.

“Hace 12 años que alquilamos, hace 12 años que la esperamos, es una alegría inmensa”, complementó su esposa, en la puerta de su nuevo hogar. “Este fue el último mes que pagamos alquiler”, destacó Rosales.

Para Patricio Agüero, San Luis es una tierra de oportunidades, llegó desde la provincia de Buenos Aires hace 15 años y aquí conoció a su esposa y formó su familia. Minutos antes del inicio del acto de entrega, el flamante adjudicatario expresó que “estamos muy contentos y agradecidos, es una alegría muy grande”.

Para Agüero la vivienda propia marcó un punto de inflexión en la familia, que les permite consolidarse y comenzar la nueva etapa “con muchos sueños y ganas de seguir creciendo”.

Yesica Ramón y sus dos hijos, Santino y Valentino, comenzarán una nueva etapa en su nuevo hogar. “No se puede explicar la felicidad que uno siente por tener lo de uno”, expresó emocionada la joven.

Yesica Ramón y sus dos hijos comenzarán una nueva etapa en su nuevo hogar

Yesica Ramón y sus dos hijos comenzarán una nueva etapa en su nuevo hogar.

“Soy de San Luis, amo la provincia, no me iría a ningún lado, me parece una gran provincia que tiene mucho para dar y ahora tener mi casa, seguir acá y seguir por mis hijos, para que amen su provincia como la amo yo”, explicó la nueva adjudicataria, acompañada por sus hijos en la previa al acto de entrega.

Marcelo Toledo esperaba frente a su nuevo hogar que arribaran su esposa y sus dos hijos, Ana Paula y Tomás, para iniciar con los preparativos de la mudanza. “Es un nuevo comienzo, fue más rápido de lo que esperábamos, vamos a apostar todo acá”, explicó.

La mayoría de las propietarios que recibieron su vivienda alquilaban, y como es el caso de la familia Toledo, sienten que es “una bendición dejar de pagar alquiler, es una ventaja”.

Video: José Ocampos, adjudicatario

Video: Familia Rosales, adjudicatarios

Video: Patricio Agüero, adjudicatario

Video: Yesica Ramón, adjudicataria

Video: Marcelo Toledo, adjudicatario

Notas: Cinthia Agüero Patafio y Emanuel Lorenzoni.

Fotos: Jorge Gallego y Malvina Urquiza.

Video: Gabriel Pascuali.

Edición: Maximiliano Bravo de Laguna.

Corrección: Berenice Tello.