Mauricio Escudero no se imaginó nunca que andar con un revólver por la calle y amenazar a la gente le iba a traer como consecuencia tantos problemas y lo iba a dejar preso en la Penitenciaría Provincial. Acusado por cuatro causas por el mismo incidente, el joven de 19 años, fue trasladado al penal.

Escudero ya había estado preso por robo calificado, ahora va otra vez está detenido en el Servicio Penitenciario.

Escudero ya había estado preso por robo calificado, ahora va otra vez está detenido en el Servicio Penitenciario.

Fue este viernes y lo dispuso el juez Marcelo Bustamante Marone  del Juzgado de Instrucción en lo Correccional y Contravencional que le imputó “averiguación tenencia y portación ilegal de arma de fuego de uso condicional, resistencia a la autoridad y procedencia de motovehículo”.

Por tal motivo ingresó ayer al Servicio Penitenciario Provincial luego de  estar detenido en las celdas disciplinarias de Comisaria Seccional Cuarta, detalló Relaciones Policiales.

Escudero, el pasado martes 3 del corriente  cerca de las 16:00, en compañía de  un menor  amenazaban con un arma de fuego  a las personas que  se encontraban en el Parque de Descanso Los Álamos y posteriormente se dieron a la fuga a bordo de una motocicleta.

Personal del Comando Radioeléctrico ya teniendo las características físicas y de las vestimentas  aportadas por un testigo, los  interceptan en avenida Lafinur y calle Belgrano.

Con el revólver amenazaban a la gente que pasaba para robarle.

Con el revólver amenazaban a la gente que pasaba para robarle.

Los individuos al ver la presencia policial, intentan huir y  uno de ellos sacó un arma de fuego y le apuntó al efectivo policial.  Al darse a la fuga la moto derrapó e impactó contra la patrulla; los motociclistas intentaron huir a pie pero fueron  reducidos por los efectivos Santilli y Gattas, quienes ya los venían persiguiendo.

Al ser identificados, uno de ellos,  resulta tener  17 años y por ello fue conducido a Comisaría del Menor.

En tanto el otro  de 19 años de edad, fue identificado como Mauricio Escudero al que se le secuestró de entre sus ropas  un arma de fuego  calibre 22 largo, con cuatro proyectiles en su interior. Por ello fue trasladado y alojado en las celdas disciplinarias de Comisaria Seccional Cuarta.

Cabe destacar que Escudero ya había ingresado al Servicio Penitenciario Provincial por  “robo calificado” y  se encontraba con libertad condicional.