El gobernador de la Provincia, CPN Claudio Poggi, firmó los decretos de homologación y llevó a cabo la presentación de los planes de Manejo de ocho áreas naturales protegidas. “Aplicamos la creatividad al cuidado del medioambiente, para que vaya de la mano con el derecho al progreso, que tienen todas las comunidades que están en esas aéreas protegidas”, afirmó el primer mandatario.

Claudio Poggi, firmó los decretos de homologación y llevó a cabo la presentación de los planes de Manejo de ocho áreas naturales protegidas.

Claudio Poggi, firmó los decretos de homologación y llevó a cabo la presentación de los planes de Manejo de ocho áreas naturales protegidas.

La presentación se realizó, este mediodía, junto a la ministra de Medioambiente, Daiana Hissa, en la Sala de Situación de la Casa de Gobierno Ecológica Terrazas del Portezuelo. Estuvieron presentes también en el acto, el ministro del Campo, Felipe Tomasevich; legisladores; los intendentes de Concarán, Facundo Domínguez, y de Cortaderas, Juan Aparicio; representantes de la Cámara de Hoteleros de Merlo; estudiantes y vecinos.

Con estos planes queda lista para su funcionamiento y reglamentada la Ley de ocho áreas naturales protegidas: Bajo de Véliz, cercana a Santa Rosa del Conlara; Mogote Bayo, a pocos kilómetros de Merlo; Quebrada de las Higueritas, pegada a Luján; Quebracho de la Legua, cuyo paraje más cercano es Santa Rosa del Cantantal; Palmar de Papagayos; Reserva Floro-faunística La Florida; Sierra de los Comechingones, que se extiende desde Merlo a Papagayos; y el Área Natural Protegida Privada El Centenario, que se extiende entre los departamentos Pedernera y Pueyrredón.

“Estamos dando un paso muy importante. En materia de aéreas  naturales protegidas San Luis tienen una legislación de avanzada, pionera en la Argentina. Tenemos 34 en toda la provincia. Hay dos extremos para preservarlas, uno es cerrarlas y que no entre nadie, que es una medida extrema, fundamentalista. Otra es dejar hacer todo, que el desarrollo avance destruyendo lo que queremos preservar. Y una intermedia, que es la que adoptamos nosotros, es el Tratado de Paz entre Progreso y Medio Ambiente, es tener un plan de Manejo, preservando lo que hay que preservar pero sin dejar de generar trabajo, para que coexistan estos dos derechos”, puntualizó el gobernador. Los planes de Manejo son la forma de poner en marcha las áreas naturales protegidas. Allí está determinada la superficie que comprende el área, se detallan los recursos naturales que aloja y que, por su valor, requieren una protección especial. En San Luis esta protección está prevista por ley y toma las categorizaciones de conservación de la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza (UICN). Es además un ordenamiento que determina qué se puede y qué no se puede hacer para cuidar y disfrutar de las áreas naturales protegidas.

Preservación en sentido amplio

El espíritu de los planes de Manejo es la preservación, pero no sólo de los recursos naturales, sino del progreso.

“Al proteger nuestros recursos naturales estamos cuidando el suelo, el agua y el aire y esto redunda en beneficios para las zonas productivas porque se evita la erosión, pero también para todos los puntanos porque protegemos las zonas de recargas de agua que alimentarán a los diques y luego a las ciudades. También es un beneficio para el desarrollo inmobiliario, ya que protegemos el paisaje y las viviendas al establecer límites de construcción que permiten la interrelación con el paisaje, pero cuidando las propiedades de deslaves e incendios forestales”, indicó la ministra de Medio Ambiente.

Por otra parte, la titular de la cartera destacó que, cuando no se protegen los recursos, cuando no existe un plan, ocurren desastres climáticos como deslaves, avalanchas y aludes, tal como pasó en Tartagal en 2009, en San Carlos Mina, Comodoro Rivadavia o las terribles inundaciones que se repiten, cada año, en Buenos Aires y Santa Fe.

El espíritu de los planes de Manejo es la preservación, pero no sólo de los recursos naturales, sino del progreso.

El espíritu de los planes de Manejo es la preservación, pero no sólo de los recursos naturales, sino del progreso.

Protección de la Sierras de Comechingones y Venado de las Pampas

Un párrafo aparte merecen los casos de Sierra de los Comechingones y del Área Natural Protegida Privada El Centenario.

En Sierra de los Comechingones, el Ministerio llevó adelante un trabajo participativo con los intendentes de Merlo, Cortaderas, Carpintería, Los Molles, Villa Larca, Papagayos y Villa del Carmen, atentos a la planificación de crecimiento de cada localidad, pero también a sus riquezas naturales. “Queremos que haya desarrollo inmobiliario, pero sin que perjudique el paisaje, que fue lo que inicialmente las atrajo”, destacó Hissa.

El plan de Manejo establece estos límites protegiendo los recursos naturales, pero también a las viviendas y a los habitantes de incendios forestales, aludes y crecidas que pueden provocarse por el desmonte.

Otro caso que la ministra destacó es el Área Natural Protegida Privada El Centenario. Para crearla, el gobernador promulgó la Ley de Ampliación del Sistema de Áreas Naturales Protegidas de la Provincia, que implicó la incorporación al sistema público de inmuebles privados, municipales o intermunicipales.

“En el sur provincial tenemos un acuerdo con un productor privado, en cuyas tierras vive el venado de las Pampas, especie amenazada, que todos conocemos porque está en nuestro escudo provincial. Con el plan de Manejo lo protegemos sin afectar los intereses del productor”, subrayó la ministra.

Video: Daiana Hissa, ministra de Medio Ambiente

Video: Facundo Domínguez, intendente de Concarán

Video: Juan Aparicio, intendente de Cortaderas

Fuente: Paula Kraliczek- Prensa Ministerio de Medioambiente

Fotos: Marcelo Lacerda

Video: Sergio Nieto