Matías Garrido le dio el triunfo al equipo de San Luis ante Defensores de Belgrano. Ahora el Juve tiene 15 puntos y es el mejor posicionado de los puntanos. Quedó a tres de la punta.

Juventud Unida se presentó esta noche en Villa Ramallo y encontró la recuperación. Le ganó a Defensores de Belgrano por 1 a 0 y sumó 3 puntos importantes de cara a los dos partidos consecutivos que jugará de local en las próximas semanas.

El gol del equipo puntano llegó a los 39 minutos del primer tiempo y lo convirtió Matías Garrido. Hasta ese momento, el Juve había creado muchas situaciones y el resultado con el que se cerró la primera etapa era merecido para los visitantes.

En el segundo tiempo, Juventud encontró más espacios pero le faltó definición. Y con el paso de los minutos supo defender el triunfo y los ataques finales del local que encontró a Laureano Tombolini atento y seguro.

“El triunfo sirvió para sumar y necesitábamos ganar. Hicimos un gran sacrificio, costó pero pudimos aguantar y eso es muy bueno. Tuvimos despliegue de juego, estuvimos bien parados y no tuvimos grandes sustos. Estamos tranquilos, esto es largo, queda bastante y ahora vienen dos partidos de local en donde trataremos de sumar y meternos en la pelea”, dijo después del encuentro el autor del gol puntano.

“Lo importante es que salimos de la derrota y nos recuperamos del clásico. Me deja tranquilo que se generan situaciones, más allá que nos faltan los resultados. Pero hoy ganamos porque fuimos los que más buscamos, los que tuvimos las mayores chances y porque fuimos un equipo inteligente”, dijo el DT de Juventud en el análisis final. Y resaltó la conformidad con el plantel porque “no se desesperó y no cometió errores”.

Después del partido, el plantel regresó a San Luis para retomar el trabajo y pensar en los dos encuentro seguidos que le tocarán de local: el primero con Racing de Olavarría y el segundo contra Unión de Mar del Plata. Con el triunfo, Juventud ya suma 15 puntos en la tabla de posiciones.