La tarea consiste en relevamientos de las producciones de quienes completaron el formulario, para verificar los datos y realizar el cálculo hídrico correspondiente.

San Luis Agua comenzó con el censo de cultivos bajo riego.

Con el objetivo de administrar correctamente el agua cruda de la provincia, San Luis Agua solicita a los usuarios presentar el formulario de Intención de Siembra, que debe ser completado por aquellos productores que deseen regar por medio de canales.

Una vez finalizado el plazo para la presentación de este formulario, que se completa dos veces al año -antes del inicio de la primavera y antes del inicio del invierno- el equipo de la sociedad estatal realiza un relevamiento sobre estas producciones para constatar que los datos presentados sean verdaderos.

“Es un trabajo muy importante que realizamos desde San Luis Agua, ya que es el complemento a la Intención de Siembra, donde calculamos la cantidad de agua que debemos disponer para abastecer a todos los usuarios”, afirmó Leonardo Monteagudo, subgerente de Canales de la Sociedad del Estado.

Y agregó: “Los relevamientos consisten en asistir al lugar donde se está llevando a cabo la producción, constatar que los datos presentados en el formulario sean fehacientes y asentarlo en nuestro sistema para calcular la cantidad de agua que será entregada, y cómo. En el caso de que los datos no coincidan con el formulario, es decir, que el productor haya sembrado o plantado algo diferente a lo declarado, se implementarán las sanciones correspondientes”.

 

Nota y fotos: Prensa San Luis Agua.