La inversión de Gobierno provincial incluye la utilización de placas en sus revestimientos que permiten un ahorro de energía y  una construcción más rápida.

Uno de los pilares de la construcción de los centros integradores, administrativos, culturales y deportivos en la provincia no fue solamente la de acercar el Estado a los vecinos, sino también con el uso de materiales novedosos y eficientes. A través de los paneles de aislamiento térmico, no solamente se logra un ahorro energético además permiten una rápida colocación lo que genera una finalización de la obra en un plazo más corto que con el uso de materiales convencionales como el ladrillo.

“Estamos utilizando estos materiales en todo lo que es exterior y techos. Estos paneles no dejan pasar tanto el calor por el tipo de material con el que están hechos, lo que  permite mantener una  buena temperatura interna y así el uso de la calefacción y el aire acondicionado es menor. Como nos pidió nuestro gobernador, Alberto Rodríguez Saá, se solicitó este tipo de materiales en la construcción con el objetivo de cuidar el medioambiente, uno de los pilares de su gestión. Por eso, en los pliegos licitatorios de las obras  del Ministerio de Obras Públicas e Infraestructura, fue un punto que se debía cumplir”, explicó el jefe del Programa de Obras de Arquitectura, Lucas Caymes.

Ventajas

Otras de las ventajas de los paneles de poliuretano es la velocidad para colocarlos y su terminación que no necesita retoques. El arquitecto, Gustavo Bevilacqua, detalló que las uniones van atornilladas y unidas con un pegamento especial. “Los centros cuentan con una estructura metálica  resistente con vigas y columnas, en donde se encastran las placas y los tornillos están ocultos para una buena terminación. Es mucho más rápida. Por ejemplo, en dos días se pudo terminar con el techo porque además son livianas y resistentes”.

 

Nota y fotos: Prensa Ministerio de Obras Públicas e Infraestructura.