El ministro de Producción y presidente de San Luis Agua, Juan Lavandeira, luego de supervisar las tareas, informó que están contactándose con empresas nacionales para la obtención de un caño de 900 milímetros de diámetro y así volver a normalizar el suministro hídrico a las plantas potabilizadoras de San Luis, La Punta y Juana Koslay.

Luego de las labores que se iniciaron en la tarde noche del viernes, el personal de San Luis Agua continúa trabajando en El Trapiche para reparar el acueducto que sale del dique Antonio Esteban Agüero y abastece a las plantas potabilizadores de San Luis, La Punta y Juana Koslay.

El paso necesario a continuación es el cambio del caño averiado. Pero, debido a la cuarentena por la pandemia del coronavirus, muchas empresas no están trabajando.

La gerente operativa de San Luis Agua, Cecilia Vallejo, especificó que el caño necesario es de 900 milímetros, una medida no común, que solo se fabrica en Córdoba o Mendoza. Las autoridades del Gobierno puntano se contactaron con sus pares de la provincia mendocina para comunicarse con la firma productora de caños. “Con todo viento a favor, entre el martes y miércoles vamos a estar terminando”, señaló el ministro de Producción.

A raíz de esto, “necesitamos la colaboración de los vecinos y los municipios de San Luis, Juana Koslay y La Punta porque esto va a demorar unos días, y pedimos que cuiden el uso de agua lo más posible”, agregó Lavandeira, a la vez que señaló que se dispone de camiones para distribución de agua.

El problema en sí no tuvo que ver con un tercero o una mala operación, sino que fue una falla en un “poncho” (pedazo de caño enfibrado) colocado en el 2006. Además del reemplazo del caño averiado, se deben hacer otras tareas que sumarán horas a la normalización del sistema, aparte de tapar el pozo realizado para la reparación.

Por último, Vallejo agradeció a cada una de las personas que trabajan en el lugar desde primeras horas de la mañana hasta la noche.

Nota, fotos y video: ANSL.