El Gobierno provincial, a través de un comité interministerial, se encuentra trabajando en Buena Esperanza para dar una rápida solución a los problemas y daños ocasionados por un fuerte temporal que provocó voladuras de techos, caídas de árboles y postes, además de la anegación de calles.

Desde los distintos ministerios se realizan tareas para restituir la energía eléctrica, la conectividad de internet que permite las comunicaciones y asistir a los vecinos que vieron afectados sus inmuebles.

Asimismo se trabaja para poner en funcionamiento la planta potabilizadora que abastece de agua mediante el uso de bombas hidráulicas, las que no están en funcionamiento debido al corte energético.

El personal de las distintas áreas involucradas en el operativo asiste a los vecinos con necesidades ocasionadas por el fenómeno climático.