La Escuela de taekwondo, “Chul Hak San”, llevó adelante el examen final de sus alumnos en las instalaciones del Complejo Molino Fénix, el pasado viernes 6 de diciembre.

El taekwondo es un arte marcial que posee la técnica más poderosa para destruir a un oponente. Chul Hak San significa una filosofía de vida basada en los principios del taekwondo.

Como su instructor, Jorge Rodríguez, comentó: “Tenemos muchos alumnos y algunos eligen esta disciplina para relajarse o también como defensa personal”.

Los alumnos que realizaron el examen, para acceder al próximo cinturón, fueron felicitados por el jurado y hasta hubo menciones especiales entre ellos.

Rodríguez agregó: “Queremos agradecer al Gobierno, a Anabela Lucero y al ‘Molino’ por prestarnos estas impecables instalaciones para poder realizar la toma de exámenes, la cual se desarrolló de forma exitosa”.

 

Nota y fotos: Prensa Molino Fénix.