El gobernador de la provincia hizo tal anuncio durante la clausura del V Encuentro Nacional de Universidades Públicas Formadoras en Oficios, organizado por la red que nuclea a 21 casas de altos estudios distribuidas en distintos puntos del país, que en esta edición tuvo como sede Villa Mercedes.

Alberto Rodríguez Saá: "Vamos a llevar la Universidad Provincial de Oficios a todo San Luis".

Alberto Rodríguez Saá: “Vamos a llevar la Universidad Provincial de Oficios a todo San Luis”.

En su discurso, el primer mandatario provincial también exhortó a los académicos y docentes participantes del congreso “a innovar en la educación, que es la mejor manera de afrontar los nuevos tiempos”.

La reunión se celebró al mediodía de este viernes en el teatro de la Universidad Provincial de Oficios (UPrO) “Eva Perón”, casa de estudio en la que se celebraron las actividades desglosadas entre el jueves y el viernes. Tras la proyección de un audiovisual institucional, el rector de la entidad anfitriona, Joaquín Surroca, celebró la participación de referentes de distintos puntos del país, representando a universidades y escuelas de artes y oficios, resaltando la importancia de trabajar en red y ratificando el objetivo en común de liderar a nivel nacional el nuevo paradigma educativo, en cuanto a la enseñanza de profesiones.

Seguidamente, María Bonicatto, de la Universidad de La Plata, remarcó la meta abordada por Surroca, añadiendo que en la educación debe siempre primar la calidad, a la par de ser inclusiva. “Las universidades nacionales están mirando a la UPRO sobre cómo lleva a cabo este proyecto, como también el esfuerzo que ha implicado afrontar la innovación”. La académica destacó su orgullo personal de ser partícipe de esta edición “por ser hija de una puntana y nieta de puntanos”, cerró sus palabras con la lectura de un soneto escrito por su abuelo, Martín Grillo, referido a la necesidad de unidad, sin distinciones, para sobrellevar y terminar una crisis.

Para cerrar la ceremonia, el gobernador reconoció sentirse “muy orgulloso de la UPrO, muy orgulloso de vos, Joaquín, y muy contento de que aquí se haya celebrado este encuentro; bienvenidos a la ciudad más coqueta del oeste argentino, que es Villa Mercedes, y bienvenidos a este teatro que voy a calificar como el más lindo de la provincia, pues lo hizo Eva Perón”.

El gobernador disertó en la Universidad Provincial de Oficios.

El gobernador disertó en la Universidad Provincial de Oficios.

“A San Luis nos miran distinto, algunos dicen que es otro país; a mí me pasa lo que le pasa a nuestro pueblo. En los ‘50 y ‘60 vivíamos la época agraria, que no alcanzamos en plenitud como en otros lugares, y de golpe, con la democracia, llegó la radicación industrial y dimos un salto enorme, entramos de lleno, rápidamente y nos cambió la cabeza pues no conocíamos lo industrial, con las muchísimas cosas buenas que trae y también algunos problemas, como lo relacionado con el medioambiente. Fue un fenómeno especial. En los 90 hicimos un convenio con Canadá, donde nos enseñaron lo de la era científica, tecnológica y digital, y fue así que incorporamos la Autopista de la Información y la vivimos en plenitud; la era digital toca el tema de la velocidad en la decisión”.

A manera de ejemplos sobre cómo se adecuó San Luis a la era digital, el estadista mencionó que “hoy el 100 % de nuestros expedientes son digitales, también los expedientes judiciales lo son. Antes se paralizaba la provincia por varios días, porque el gobernador estaba firmando expedientes, mientras que hoy los firmo en 40 segundos. Además, la era digital nos trae la ruptura de los centros económicos, administrativos, universitarios, religiosos y demás, porque cuando cada uno de nosotros está conectado a internet, somos un centro en el mundo. Pero la era digital está terminando y ya entramos en la era de la robótica, es un concepto cultural interesante porque significa que debemos aceptar los desafíos de los tiempos, hay que tomarlos y verlos. En el 71, cuando Perón envió la conocida carta a las Naciones Unidas, introdujo la problemática del medioambiente, eso fue aceptar el desafío de los tiempos, estar preparado para enormes beneficios y también para mitigar los problemas que nos traigan. Donde siempre golpean estos cambios y avances es en la cultura del trabajo, en el trabajo; la máquina reemplaza al hombre y el hombre debe entenderlas, para usarlas en provecho de la humanidad, y en la era de la robótica vienen enormes cambios a los que debemos adecuarnos”.

Con respecto a la enseñanza y aprendizaje de los oficios, Rodríguez Saá refirió que “están ligados a la artesanía, pero muchos también nacen de la era digital, por ejemplo los programadores, que no son oficios tradicionales. Para ello debemos procurar que la mitad de la cabeza sea conservadora, porque los oficios se transmiten de generación en generación y se aprenden mirando al otro, al tiempo que la universidad acelera esos procesos, pero la otra mitad debe estar viendo una parte de las nuevas eras, para saber incorporarnos. ¿Cómo lograrlo cuando nuestros sistemas educativos son tan tradicionales y es tan difícil remover los obstáculos?, con la innovación; nuestras escuelas y universidades deben innovar”.

“Hoy tenemos una crisis económica y social por un Gobierno que ha fracasado, pero también nos ponen en crisis la era digital y la robótica, y qué mejor que salir de la crisis con la innovación, aceptando los desafíos de los tiempos; aceptamos y entramos en la nueva era innovando en la calidad educativa, en los salarios docentes y en la educación pública, gratuita e igualitaria para todos. En este momento nuestra ministra de Educación (Paulina Calderón) se encuentra participando en Madrid de una reunión de universidades, recibiendo un premio por nuestras escuelas generativas, que son un invento nuestro que es todo innovación, donde los chicos van a la escuela a jugar. Debemos innovar en la educación, en nuestros edificios, en el mobiliario, en la currícula, en todo. Innovemos, salgamos a la calle, vayamos a donde nos necesitan”.

Al final de sus palabras, el gobernador dijo: “Me he mandado una bravuconada, porque dije que vamos a llevar a la UPrO a toda la provincia. En estas épocas la gente no sólo pierde el trabajo, sino que también está otro problema; hay miedo a perder el trabajo. Son cosas muy feas que están sucediendo y la provincia trata de mitigarlo. Algún día vamos a salir de la crisis nacional y debemos hacerlo con la cultura del trabajo en vigencia y reconstruida donde se haya lastimado. Por ello, la idea es que en cada pueblo haya un gran salón para utilizar como lugar de encuentro, con fines culturales y deportivos, donde el pueblo se reúna, y en ese salón tiene que estar la UPrO; eso da una gran esperanza y comenzaremos haciéndolo en las 20 localidades más grandes de la provincia”.

Como una suerte de precedente de esta nueva iniciativa, el primer mandatario puntano señaló que “nuestra Universidad de La Punta, mediante un convenio con la Universidad 3 de Febrero, en su ultimas matriculaciones sumó cerca de 20.000 inscripciones, siendo la mayoría jóvenes de los parajes, que son menos que una ciudad y menos que un pueblo. Que alguien que viva en un paraje se convierta en universitario, es un avance enorme y una gran alegría. Por ello es que llevaremos a la UPrO a toda la provincia”.

Finalmente, el gobernador, junto al rector Surroca y los académicos visitantes, se trasladó hacia otro sector de la UPrO para inaugurar el Salón Centenario, donde se descubrió la placa correspondiente, dando así por cerrada la quinta edición del Encuentro Nacional Universitario.

Nota, fotos y video: ANSL.