Durante una tarde de emoción y agradecimiento, en un Salón Blanco colmado, después de muchos años, familias sanluiseñas o que adoptaron esta tierra pudieron acceder a la escrituración gratuita de sus hogares. 

“Hace como diez años que estoy esperando esto, gracias al gobernador que me dio todo”, expresó emocionado Ricardo, acompañado por su hijo.

“Después de más de treinta años recibí mi escritura. Más feliz no puedo ser”, dijo Nilda luego de bailar con el mandatario puntano durante el acto de este jueves.

Entre lágrimas y agradecimientos, los propietarios mostraron su felicidad. Imágenes y testimonios de una jornada soñada.

Nota, fotos y video: ANSL.