Analizaron la denuncia de la vivienda social que intentaron vender en Merlo. Acordaron desarrollar acciones en conjunto y establecer un convenio de cooperación.

En horas de la mañana de este viernes, cuando tomó estado público la noticia del pedido de la Secretaria de Vivienda, Ángela Gutiérrez de Gatto, para que presente ante la Justicia la investigación por la tentativa de venta de una casa social, el presidente del Colegio de Martilleros y Corredores Públicos de San Luis se comunicó con el organismo habitacional para concretar una audiencia con la funcionaria.

Los directivos fueron recibidos por la tarde. Asistieron Marina Rizzotto, Fernando Olcese y Juan Mocayar. Los puntos principales que le plantearon a la doctora Gatto fueron dos: por un lado informarse si aquellos que habían intervenido en la maniobra eran miembros del Colegio de Martilleros y por otro lado, ofrecer al Gobierno toda la colaboración tendiente a evitar que sucedan nuevos hechos como el de Merlo.

“En la medida en que aunemos esfuerzos para solucionar las distintas situaciones en beneficio de la gente y fundamentalmente evitemos engaños y estafas con viviendas, con el techo de una familia, me parece muy loable”, expresó Ángela Gutiérrez de Gatto.

Tras el encuentro, Olcese explicó cómo funciona la institución. “Desde el Colegio tratamos de concientizar que toda aquella persona que realice una actividad comercial con los inmuebles ya sea alquiler, venta o algún tipo de transacción que siempre busque un profesional responsable y matriculado en la actividad”, expresó.

“Estamos haciendo una campaña exhaustiva en todos los puntos de la provincia, inclusive firmamos convenios de colaboración mutua con muchas instituciones para concientizar a la sociedad sobre la compra y venta de inmuebles. Esto es muy importante porque hay gente que es estafada en su buena fe”, sostuvo.

Nota, fotos y videos: ANSL.