El Instituto de Firma Digital superó la Etapa 2 de Auditoría para acceder a la certificación internacional de calidad, a través de la Norma ISO 9001:2015.

Otro paso del Instituto de Firma Digital en busca de la certificación internacional de calidad.

Con el objetivo de obtener las certificaciones de la Norma ISO 9001:2015, el Instituto de Firma Digital recibió y superó exitosamente la segunda auditoría externa, realizada por IRAM.

El Instituto Argentino de Normalización y Certificación (IRAM), ente certificador internacional y único representante argentino ante la ISO (Organización Internacional de Normalización en español, federación mundial de organismos nacionales de normalización fundada para la creación de estándares internacionales aplicables a cualquier organización), realizó la segunda auditoría para evaluar al Instituto de Firma Digital.

“La segunda etapa de auditoría se realiza para verificar si todos los hallazgos de la 1º etapa se solucionaron y se determina la conclusión donde se indica si estamos en condiciones de certificar o no”, explicó la jefa del Subprograma Calidad, Erika Torres, y añadió: “En esta ocasión el auditor determinó que hubo muchas fortalezas, que surgieron a partir de la etapa 1 que se había realizado a principios de mes”.

La responsable del Instituto de Firma Digital, Luciana Vera, planteó que los resultados de ambas auditorías “nos propuso oportunidades de mejora y destaco las fortalezas, es un resultado que nos llena de orgullo. Desde que se implementó el sistema de calidad nos permitió organizar y sistematizar muchas actividades, y eso es lo que nos permite tener nuevos objetivos”.

El informe del auditor fue satisfactorio y recomendó a IRAM emitir la certificación correspondiente. En un plazo de 30 días estará disponible la certificación para ser retirada por las autoridades del Instituto de Firma Digital.

El auditor de IRAM, Jesús Ortega, indicó que a principios de mes “se realizó una auditoría de etapa 1 en donde no tuvimos prácticamente desvíos, donde surgieron algunas cuestiones que tienen que ver con la mejora y con la presentación formal de los requisitos, y que en poco tiempo ajustaron lo que había que ajustar y surgieron mejoras realmente importantes”.

“En esta oportunidad se evidenció que la prestación de servicio se está haciendo bajo condiciones controladas, se destaca la competencia del personal en relación con el proceso, la gestión, conservación y mantenimiento de la infraestructura y el nivel de desempeño”, destacó el auditor.

 

Nota y foto: Prensa Ministerio de Ciencia y Tecnología.