El accionar de los aviones vigía e hidrantes más las máquinas viales, junto a la intensa labor que desarrollan bomberos y brigadistas, permitió que las familias de Los Molles, Sierras Marianas y Villa de la Quebrada regresen a sus hogares. Se mantiene guardia en la zona del río Huascara.

Los aviones hidrantes pudieron actuar durante este domingo.

Los aviones hidrantes pudieron actuar durante este domingo.

“Hemos dado por extinguido el fuego en Los Molles y en Sierras Marianas ya fue controlado. Ahora quedamos atentos a Villa de la Quebrada”, explicó esta tarde la ministra de Seguridad, Beatriz Alagia, tras reunirse con los bomberos para delinear las próximas estrategias. “Los vecinos ya volvieron a sus casas”, confirmó.

“Estamos con un frente en el río Huascara, porque tiene una meseta con pajonal y mucha cortadera pero no se levanta mucha columna de llamas. Esta noche vamos a dejar una guardia, sobre todo por el viento”, describió.

La ministra indicó que este foco activo todavía se ubica en la cima de las Sierras Centrales y agradeció a los baqueanos que colaboraron en cada pueblo donde se combatió el incendio.

Los hidrantes pertenecen al Sistema Federal de Manejo del Fuego.

Los hidrantes pertenecen al Sistema Federal de Manejo del Fuego.

Asimismo, en los poblados nuevamente habitados, durante este domingo trabajó personal de San Luis Agua y Edesal.

“La situación está normalizada”, aseguró Alagia quien puntualizó cómo actúan los aviones hidrantes: “Pertenecen al Sistema Federal de Manejo del Fuego. San Luis, por la distribución regional, pertenece a la base de Alta Gracia, Córdoba. Son dos aviones hidrantes y uno vigía. Vinieron los últimos días de julio por la sequía y hoy pudieron trabajar”.

La titular de la cartera de Seguridad detalló que durante la jornada hubo un reinicio de fuego, ubicado a un kilómetro de Villa de la Quebrada y a metros de la Autopista 25 de Mayo, que fue extinguido por uno de los aviones.

“No hemos rechazado la ayuda de Nación en ningún momento”, aseveró y recordó que también trabajaron las máquinas de Vialidad Nacional en la construcción de picadas que luego facilitaron el intenso accionar de brigadistas y bomberos con mochilas en los loteos apartados.

“No hubo casas incendiadas, ni heridos”, subrayó Alagia.

Vuelve la tranquilidad en la zona más afectada por el incendio.

Vuelve la tranquilidad en la zona más afectada por el incendio.

En cuanto al punto Nogolí – Río Grande, la ministra dijo que está parcialmente controlado, porque en un camino interno, hacia el noreste, detrás de las Sierras Centrales, hay equipos trabajando durante la tarde-noche de este domingo.