Los mediometraje producidos en la provincia fueron estrenado este viernes en una Sala “Berta Vidal de Battini” repleta. Los films cuentan historias que giran en torno a la escasez y cuidado del agua.

"El Cántaro" fue presentada este viernes en la sala Berta Vidal de Battini".

“El Cántaro” fue presentada este viernes en la Sala Berta Vidal de Battini”.

En el 2015, San Luis Cine lanzó un concurso de mediometrajes con una temática medioambiental enfocada en el cuidado del agua. A este se presentaron más de 60 proyectos, entre los que estaba el de Laura Claro, una guionista sanjuanina que presentó una adaptación a la obra “La sed” de Polo Godoy Rojo, y el de Néstor Montalbano, que participó con un guion humorístico. Los dos fueron ganadores del certamen y comenzaron a trabajar en la producción de los mismos.

Después de casi un año de trabajo, con unos equipos y elencos muy profesionales, dirigido por el puntano José Luis Rosas (“El Cántaro”) y el propio Montalbano (“Agua de Verano”), las películas se presentaron este viernes a las 19:00 en la Sala “Berta Vidal Battini”, donde también asistió y presidio la velada, el jefe del Programa Industria del Cine, Martín Ferrari.

“El Cántaro”

La obra transcurre en la cotidianidad de los problemas que padecen dos familias vecinas en tiempos de sequía: una de ellas cuenta con una reserva de agua, la otra no ha sabido o podido guardarla. Miguel, un joven de 18 años y su padre Vicente, un hombre mayor (Néstor Rosso), son las únicas personas a quienes les queda agua en su aljibe. El escaso y preciado líquido genera una disputa, ya que lo que comienza como un pedido de una familia vecina se convierte en una presión constante e intento de apropiarse hasta de las últimas gotas que quedan. Padre e hijo deberán resolver si entregan hasta la última gota o la mezquinan para sobrevivir.

Laura Claro, antes de entrar a la Sala, comentó: “Tengo mucho agradecimiento a la provincia de San Luis, a toda esta gente linda que ha participado, y estoy muy contenta porque este proyecto reunió a gente de San Luis, de Villa Mercedes, de San Juan, de Mendoza y de Córdoba. Fue una experiencia maravillosa realmente”.

“Fuimos al interior de la provincia buscando los mejores paisajes, lugares hermosos, y tratando de comunicar un mensaje que nos haga reflexionar sobre el cuidado del agua principalmente”, dijo la guionista, y añadió: “Fue una experiencia muy enriquecedora porque es un equipo muy profesional y muy humano, muy capaces. Puedo decir tranquilamente que hicimos cine con palabras mayores”.

El actor protagónico de “El Cántaro”,  Theo Machado Wald (Miguel) , también compartió unas palabras antes del inicio del estreno: “Me encantó participar de esta película y ahora en este momento estoy muy nervioso porque es la primera vez que hago un protagónico, pero fue una experiencia realmente muy linda”.

Asimismo, expresó: “El equipo fue magistral, con gente estupenda y que trabajaba un montón. Lo que era el trabajo, ellos lo conocían, todo el tiempo trabajando, participando y ayudándose entre todos;  la verdad es que fue una de las experiencias más lindas que he pasado”.

Otro de los participantes de la pieza que se expresó en la antesala fue el director José Luis Rosas: “Es mucha felicidad cuando vez el trabajo terminado, donde se vuelve a juntar mucha gente que trabajó en el proyecto y es para disfrutar”.

“Se pudo integrar un equipo con mayoría de San Luis, pero también gente de San Juan y de Córdoba, lo que lo hizo un proyecto bastante federal”, mencionó el director, y concluyó: “Quisiera agradecerles y abrazarlos a todos los que participaron de esta película”.

"Agua de Verano" también fue presentada este viernes.

“Agua de Verano” también fue presentada este viernes.

“Agua de Verano”

Este film cuenta la historia de dos vecinos que entran en un conflicto: Carlitos y Beto. El primero quiere llenar su pileta hogareña para invitar a la mujer que le gusta (Mónica) pero no puede hacerlo debido a que el segundo tiene una bomba clandestina de agua para llenar tres tanques de agua. Todo esto resultará en una guerra muy cómica entre vecinos.

En la puerta de la Sala, Ricardo Milano, actor de la obra, manifestó: “Estoy con muchos nervios, expectativa, pero gran felicidad por la posibilidad de trabajar con Néstor Montalbano, a quien ya conocía por su obra, y realmente admiro”.

“Fue un gran aprendizaje porque Néstor es un gran director en el amplio sentido, una persona de gran cultura, gran conocimiento de la técnica y un excelente director de actores”, elogió el Milano, y agregó: “El resto del equipo increíble, muy profesionales, y realmente me sentí muy querido, muy respetado, y espero que en algún momento se repita”.

 

Nota: Pablo Lucero.

Fuente: El Cántaro / Agua de Verano.

Fotos: Jesica Flandes.

Corrección: Berenice Tello.