El sábado no fue un día más para los preadjudicatarios de las 1600 viviendas que se construyen en La Punta. Familias enteras prepararon el mate, cada uno se puso zapatillas, dejaron compromisos de lado y partieron para ver, por cuarta vez, el avance de obra de sus casas.

El equipo del Ministerio de la Vivienda acompañó a los preadjudicatarios.

El equipo del Ministerio de la Vivienda acompañó a los preadjudicatarios.

A las 16:00, en el ingreso ubicado a 500 metros de la Réplica del Cabildo, los beneficiarios de los planes Progreso y Sueños llegaron a la visita de obra. Ahí los esperaba un equipo del Ministerio de la Vivienda para acompañarlos, una vez más, por sus futuras casas.

La mayoría ya conocía su manzana, su calle, solo que esta vez pudieron ver otra realidad de su futura vivienda. Los avances son notorios y cada uno ya planea cómo será su nueva vida en La Punta.

El sábado no fue un día más. Hasta vendedores de pirulines y garrapiñadas aprovecharon la oportunidad para sumarse al día, donde los futuros adjudicatarios hablaron e intercambiaron ideas con sus vecinos y proyectaron un futuro en su propia casa.

Una familia que pronto vivirá en su casa propia.

Una familia que pronto vivirá en su casa propia.

Nota y foto: Gisela Perroni – Prensa Ministerio de la Vivienda.