Según la UNwater, las extracciones globales de agua aumentarán en un 55% hasta 2050, debido a las crecientes demandas de las industrias y en otro gran porcentaje al uso doméstico. San Luis Agua lleva adelante diferentes herramientas de concientización para instar a la comunidad a optimizar el uso de este vital recurso, como las capacitaciones en las escuelas, el cálculo de la huella hídrica provincial y la celebración anual del Congreso Internacional del Agua.

Los consejos diarios para la optimización del uso del agua, también aportan para cuidar entre todos un recurso indispensable para la vida

Los consejos diarios para la optimización del uso del agua, también aportan para cuidar entre todos un recurso indispensable para la vida

La mayor proporción del crecimiento en las extracciones de agua ocurrirá en los países con economías en desarrollo o emergentes y con un elevado aumento de los niveles de vida, a través de una mayor demanda de alimentos, energía y otros bienes, lo cual puede requerir cantidades significativas de agua. Esto se enmarca en la vital necesidad de cuidar el recurso, ya que gracias al mismo es que se puede producir alimento para todo el planeta. Contemplando el volumen de agua utilizado en lo que consumimos, podemos realizar un simple análisis de huella hídrica (que es el uso indirecto del agua), teniendo en cuenta el consumo propio de los diferentes alimentos, ropa y servicios, además del uso directo del agua que se efectúa en la cotidianidad.

En virtud de esto, San Luis Agua incorpora políticas y acciones locales, para asegurar el suministro a futuro y administrar el mismo de un modo eficiente, incorporando tecnologías y visiones que fortalezcan las políticas establecidas dentro del Plan Maestro del Agua. En este sentido, de manera paralela al plan de capacitación escolar que alcanzó 20 escuelas en la provincia impartiendo conciencia en las de 2.500 alumnos, se publicó el Cálculo y Análisis de la Huella Hídrica provincial y se genera, en el Congreso Internacional del Agua, el espacio anual de encuentro de referentes mundial en materia de planificación hídrica.

Los consejos diarios para la optimización del uso del agua, también aportan para cuidar entre todos un recurso indispensable para la vida. Una canilla que gotea, desperdicia 5.000 litros de agua al año; regar por la tarde o la noche, evita la pérdida del recurso; mantener la limpieza de nuestros espejos de agua, nos beneficia a todos  preservando la composición natural del lugar; o informar a las autoridades correspondientes cuando se detecten fugas o mal uso del agua, son algunas de las recomendaciones que se pueden tener en cuenta para aplicar en la estación de verano, donde más necesitamos del recurso.

 

Nota y foto: Prensa de San Luis Agua