El equipo Pekerman abrió la tercera jornada de Brasil 2014 y el Grupo C, que comparte con Costa de Marfil y Japón, con un triunfo por 3 a 0. Pablo Armero, “Teo” Gutiérrez y James Rodríguez marcaron los goles.

Teo Gutiérrez festeja con sus compañeros el segundo de Colombia que no tuvo problemas para derrotar a Grecia.

Teo Gutiérrez festeja con sus compañeros el segundo de Colombia que no tuvo problemas para derrotar a Grecia.

En el inicio de su camino mundialista, la selección de Colombia golpeó rápido. Tardó 16 en retornar al torneo más importante de selecciones nacionales, pero solamente cinco minutos en marcar el primer gol.

Los dirgidos por el argentino José Pekerman presionan constantemente la salida de la selección de Grecia, que tiene una primera línea con pocos recursos para la gestación y el primer pase.

El lateral izquierdo Pablo Armero corrió toda la banda, recortó hacia el centro, y se encontró en el punto penal con la pelota en movimiento. Remató al palo más lejano, y a pesar que la rozó un defensa griego, se dasató la danza en el festejo de gol cafetero.

Con el correr de los minutos, el combinado sudamericano se replegó y provocó el avance paulatino de los europeos. Sobre el final del primer tiempo, Kone sacó un remate de media distancia que obligó a esforzarse con un vuelo espectacular al portero David Ospina.

Gol de Pablo Armero. El lateral izquierdo de Colombia, hizo el primero. Detrás James Rodríguez uno de los mejores del partido.

Gol de Pablo Armero. El lateral izquierdo de Colombia, hizo el primero. Detrás James Rodríguez uno de los mejores del partido.

En el complemento se vio una Colombia renovada, con más aire y más dominio. Anotó inmediatamente el 2-0: Téofilo Gutierrez encontró un balón debajo del arco y la empujó para aumentar la ventaja en el resultado.

El delantero que juega en River Plate de la Argentina lleva el dorsal 9, el que hubiera vestido Radamel Falcao García si se recupera a tiempo de su lesión en los ligamentos cruzados de la rodilla izquierda. El “Tigre” disfrutó el gol de Teo desde la grada del Mineirao.

Sobre el final del partido, cuando todo estaba sentenciado, James Rodríguez coronó su buena actuación con un tiro cruzado dentro del área, imposible de alcanzar para el portero de Grecia. El 3-0 fue un resultado justo, para un partido en el que Colombia cedió dominio en algunos pasajes del juego, pero nunca se vio amenzado por el equipo griego.

Fuente y fotos: Playfútbol.