Ante la situación epidemiológica de la bronquiolitis registrada en algunas provincias argentinas, el Ministerio de Salud de San Luis ha dispuesto extremar la atención para prevenir casos, tomando en cuenta las jornadas de bajas temperaturas pronosticadas para las próximas semanas.

Ministro de Salud, Gastón Hissa

Ministro de Salud, Gastón Hissa

Al respecto, el ministro de Salud, Gastón Hissa, explicó que “atentos al comportamiento en los últimos días de la bronquiolitis, hemos dispuesto reforzar la vigilancia sanitaria, especialmente porque con la llegada de un frente frío los casos pueden alcanzar aumentos considerables”.

El funcionario puntualizó que “entre las medidas adoptadas se están revisando las listas de chequeo disponibles en la última versión del Plan Provincial de Contingencia 2014 sobre las infecciones respiratorias agudas (IRAS), se dispuso la observación de virus respiratorios, según normas y carga oportuna en el Sistema de Vigilancia por Laboratorio (SIVILA)”.

Hissa destacó que “otra de las acciones que hemos determinado es contemplar refuerzos de camas y recursos humanos para afrontar posibles brotes de esta patología, sobre todo en los servicios de pediatría, terapias intensivas pediátrica y neonatológica, vigilando el comportamiento de su porcentaje ocupacional. Además, si bien tiene que ver con revisiones de rutina, se ha extremado la atención en cuanto a la dotación y suministro de oxígeno, paneles, máscaras, y medicación broncodilatadora, también las medidas de bioseguridad y control de infecciones en los establecimientos, y completar esquemas de vacuna antigripal en los profesionales y personal esencial de los hospitales que aun no lo hicieron”.

Nota: Prensa Ministerio de Salud