Debido a la alerta amarilla que puso en vigencia el Servicio Meteorológico Nacional para varios sectores del país, Omar Terc, jefe de San Luis Solidario, informó al respecto.

En San Luis y toda la región cuyana, las altas temperaturas persistirán durante los próximos días.

Durante la jornada de ayer se registraron marcas superiores a las normales de la época estival en nuestra provincia. El récord se lo llevó Nueva Galia, donde la térmica llegó a los 43º; muy cerca de ese registro estuvieron Unión con 42,5º, Martín de Loyola con 41,5º y Zanjitas con 41º, según informó la red de Estaciones Meteorológicas de la Universidad de La Punta.

En cuanto al calor, los niveles de alerta son  tres:

•             Verde: es aquella que se declara cuando las expectativas de un fenómeno permiten prever la ocurrencia de un evento de carácter peligroso para la población.

•             Amarillo: Se declara cuando la tendencia ascendente del desarrollo del evento implica situaciones eminentes de riesgo y situaciones severas de emergencia.

•             Roja: Se declara cuando el fenómeno impacta una zona determinada, presentando efectos adversos a las personas, los bienes, las líneas vitales o el Medio Ambiente.

“Hacer caso a las recomendaciones brindadas por el Ministerio de Salud es fundamental, especialmente para las franjas más vulnerables de nuestra población, los niños y los adultos mayores. Estos grupos de riesgo son quienes pudieran primeramente sufrir un menoscabo de su salud por la persistencia de las altas temperaturas”, comentó Omar Terc, jefe del programa San Luis Solidario, dependiente del Ministerio de Seguridad.

“Las consecuencias sobre la salud, se deben a que nuestro cuerpo no alcanza a descansar lo suficiente, debido a que las mínimas durante la noche son realmente altas, lo que impide alcanzar niveles óptimos de reposo”, continuó el funcionario, agregando: “Hay una relación respecto de las olas de calor y la mortalidad que es directamente proporcional, pero en caso de alerta amarilla, el efecto es leve o moderado, lo preocupante son las alertas rojas, donde incluso las personas saludables, por así llamarlos, pueden ser afectados”, finalizó.