Nuevamente el Centro de Conservación de Vida Silvestre de La Florida, dependiente del Ministerio de Medio Ambiente, recibe un águila coronada que transitará allí el último tramo del camino para recuperar su libertad.

“Para nosotros es una alegría y una enorme responsabilidad habernos convertido en un eslabón tan importante en la recuperación de las águilas coronadas, especie en peligro de extinción según la lista roja de la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza. Esto significa que sólo existen mil ejemplares adultos aproximadamente en el mundo y nosotros ya participamos de la recuperación y liberación de una, Puntana, hace meses que se recupera otro que llegó de San Juan, Indio, y ahora llega uno más a nuestro Centro de Conservación”, destacó la ministra Daiana Hissa.

El ejemplar es un juvenil que llegó desde Mendoza en un trabajo conjunto del Ministerio y el Programa de Conservación y Rescate de Aves Rapaces, integrado por representantes de diferentes provincias y organizaciones que desarrollan políticas y acciones para proteger la fauna.

El ave fue encontrada por puesteros de un campo ubicado en las cercanías del Área Natural Protegida Bosques de Telteca. Estas personas la hallaron en el suelo, por lo que se supone que se habría caído de un nido. Quienes la hallaron la mantuvieron un tiempo en un gallinero donde la alimentaron hasta que un día el águila lastimó con sus garras a la encargada de la tarea. Ante esta situación, el puestero se puso en contacto con el Área Natural Protegida Bosques de Telteca y los guardaparques retiraron al animal del campo.

Posteriormente el ejemplar fue trasladado a Buenos Aires donde funciona el Proyecto de Águila Coronada del Programa de Conservación y Rescate de Aves Rapaces, quienes colocaron al ave en cuarentena y realizaron todos los estudios y análisis necesarios para corroborar que el animal estuviera en buen estado de salud.

Finalmente el águila llegó a San Luis, donde realizará la última etapa de rehabilitación en la jaula de voladoras del Centro de Conservación de Vida Silvestre. “El ave es un juvenil en inicio del período reproductivo y en esta etapa es crucial que esté en contacto con ejemplares de su misma especie porque es cuando aprenden la conducta de sus pares”, explicó el responsable del Área Fauna del Ministerio, Matías Ayarragaray. 

La Florida, paso previo a la liberación

Desde que San Luis se incorporó al Plan Estratégico Nacional de Conservación del Águila Coronada, hace seis meses aproximadamente, ya recibió tres ejemplares. Uno de ellos, fue Puntana, que se rescató en San Luis, se operó en Buenos Aires y luego de dos años volvió a la provincia para ser liberada el pasado marzo en Quebracho de la Legua. La segunda águila es Indio, rescatado en San Juan y posteriormente trasladado a Buenos Aires, que llegó a La Florida conjuntamente con Puntana. Indio permanece en el Centro de Conservación cumpliendo la última etapa de la rehabilitación. Los especialistas programaron su liberación para los últimos meses del año. Finalmente, se encuentra el águila mendocina recientemente llegada, y que se planea liberar en febrero o marzo en el Área Natural Protegida Telteca en Mendoza.

Las aves recuperadas por el Plan Estratégico de Conservación del Águila Coronada transitan en el Centro de Conservación de Vida Silvestre de La Florida la última etapa de su rehabilitación ya que se encuentra allí la jaula de voladoras más importante de la región, con una dimensión de 33 metros de largo, 17 de ancho y 20 de alto. “Este espacio es especial para rehabilitar aves rapaces por sus grandes dimensiones, su elevada altura y la variedad de lo que se denominan ‘perchas’, es decir lugares propicios como piedras, ramas o árboles para que las aves se posen y vuelen de unos a otros, fortaleciendo su musculatura”, detalló Ayarragaray.

“Nos llena de orgullo que desde nuestro San Luis estemos aportando a la conservación de la fauna, no sólo propia de los puntanos, sino de toda la región. Que en la Provincia la protección del Medio Ambiente y todos nuestros recursos naturales sea una política de estado ha sobrepasado los límites provinciales, y es ya un beneficio para la zona”, señaló la ministra.

El ave fue encontrada por puesteros de un campo ubicado en las cercanías del Área Natural Protegida Bosques de Telteca.

El ave fue encontrada por puesteros de un campo ubicado en las cercanías del Área Natural Protegida Bosques de Telteca.