Este documental cuenta la historia de Mabel Battaglini que, tras un diagnóstico desalentador por padecer cáncer, vivió más de dos años con una buena calidad de vida. El mensaje es que el cáncer no es muerte, es otra vida distinta a la anterior.

Este documental dirigido por el realizador Fabián Pérez,  sobre la lucha de los enfermos de cáncer, está centrado en el aspecto humano de los que luchan día a día por sobrellevar la enfermedad. El documental genera un mensaje de esperanza para los enfermos y para su entorno familiar. Artistas de renombre internacional, deportistas de elite y gente común dejan testimonio de sus experiencias, particularmente centrada en la gente de San Luis dejando un mensaje de aliento y esperanza para todos.

Este proyecto ha sido declarado de interés por el Ministerio de Salud de la provincia de San Luis y está en tratamiento su Declaración de Interés por el Congreso de la Nación.

San Luis Cine participa del filme aportando a la financiación de la producción un subsidio de $25.000, logística y equipamiento en toda la filmación que se realiza en la provincia.

Por amor a la vida tiene como eje principal la historia de la madre del director, quien logró vivir dos años como enferma oncológica cuando le habían diagnosticado sólo unas semanas.

El filme tiene mucha relación con San Luis porque varias personas de la ciudad que tienen la enfermedad prestaron su testimonio. “Tengo más de cincuenta entrevistas filmadas con gente, es el primer documental sobre el cáncer; y entre los protagonistas hay varias puntanas, de Buenos Aires, Mendoza y San Luis”.

Cuando Fabián visitó la provincia con su madre: “Fuimos para disfrutar y calmar un poco el estrés”, contó. Ese acercamiento lo llevó a presentar el proyecto de documental a San Luis Cine y fue elegido para realizarlo. “Ya está el contrato firmado y tengo la película casi lista”, aseguró. El proyecto también fue presentado en el INCAA pero no tuvo aceptación. “Me dijeron que no podía hablar del cáncer tan frescamente porque es un tema científico, en cambio en San Luis me abrieron las puertas”, confesó.

“En este documental intento explicar que las personas que tienen cáncer no se mueren hoy, sólo tendrán una vida distinta”, expresó Fabián, quien también agregó que según la experiencia de su madre y de los testimonios recogidos, una buena prevención, el entorno y la contención familiar pueden combatir la enfermedad y ayudar a transitar los días de otra manera. “Muchos comienzan a vivir como si fuera el último día”, explicó el realizador.

DOCUMENTAL