Este lunes en el edificio del Ministerio de Salud, se llevó a cabo una reunión con el objetivo de analizar el estado de situación del Dengue. De ella participaron funcionarios de la cartera sanitaria junto a la ministra Teresa Nigra.

Del encuentro participaron la jefa de Coordinación de Políticas Sanitarias, Ana Fajardo; el jefe del Programa de Epidemiología, Cristian Cano; el jefe del Área de Control de Vectores, Guillermo Benítez; la jefa de Laboratorio de Salud Pública, Ángela Giunta; jefes de áreas programáticas y los responsables de las zonas sanitarias, quienes analizaron la situación de vacunación en todo el territorio provincial y áreas de cobertura, como así también la situación del Dengue.

El jefe del Programa Epidemiología, Cristian Cano, explicó: “Se analizó la situación del Dengue en los países vecinos, a nivel nacional y regional, en la provincia de Córdoba y nuestra situación en cuanto al plan de contingencia. Es decir, cuáles son las competencias del Ministerio dentro de las estrategias de gestión integrada que involucra varios actores”. Y señaló: “Dentro de ellos, el Ministerio de Salud prevé herramientas para contener brotes, diagnosticar riesgos y atender las demandas en caso de que se produzcan brotes”.

El funcionario explicó: “En cuanto al monitoreo que se hace del vector, se disponen acciones para saber desde cuándo está circulando Aedes Aegypti, en qué intensidad, qué densidad y en qué zonas”. Además, afirmó: “Hay que tener todos los dispositivos del Ministerio de Salud en forma aceitada para identificar un brote en forma precoz”.

El Ministerio de Salud de la Provincia recomienda a quienes viajan a provincias de Argentina o a otros países donde se han presentado casos de Dengue, tener en cuenta los siguientes consejos:

• Evitar, en la medida de lo posible, exponerse al aire libre durante las primeras horas de la mañana y al atardecer, las horas de mayor actividad del mosquito.

• Usar mangas largas y pantalones largos si se desarrollan actividades al aire libre.

• Proteger las cunas o cochecitos de bebés con mosquiteros tipo tul al permanecer al aire libre y cuidar que permitan una correcta ventilación.

• Utilizar repelentes sobre la piel expuesta y renovar su aplicación cada tres horas, aproximadamente. Deben utilizarse productos que contengan DEET (N,N-dietil-m-toluamida) ya que son los más eficaces.

• Rociar también la ropa con repelente, porque los mosquitos pueden picar a través de las prendas de tela fina.

• En los bebés menores de dos meses de edad no se recomienda utilizar repelentes.

• En los niños mayores de dos meses se deben usar repelentes con concentraciones de 10% de DEET. Se recomienda leer las etiquetas de los productos.

• No aplicar el repelente en las manos de los niños, ya que éstos podrían poner sus manos en sus bocas; tampoco en piel irritada, cortada o quemada.

• No utilizar repelentes asociados a protectores solares en la misma formulación.

• Ante síntomas como fiebre, dolor de cabeza (especialmente en la zona de los ojos), dolores musculares, articulares, erupciones, náuseas y vómitos, consultar al servicio médico local.

• No automedicarse; evitar especialmente tomar aspirinas, ibuprofeno o aplicarse medicamentos inyectables, ya que favorecen las hemorragias.

• Si durante las dos semanas posteriores al viaje a zonas afectadas por esta enfermedad se presentan síntomas de Dengue, concurrir al médico inmediatamente.

Del encuentro participaron funcionarios de la cartera sanitaria junto a la ministra Teresa Nigra.

Del encuentro participaron funcionarios de la cartera sanitaria junto a la ministra Teresa Nigra.