Un grupo de 30 personas trabaja con calma, pero sin pausa, en las carrozas que este 8 y 9 de marzo desfilarán en Potrero de los Funes.

El diccionario explica que ser artista es dedicarse a una o varias de las bellas artes. Entonces, con certeza podemos decir que son verdaderos intérpretes del arte los que con sus manos van dando forma a rostros y cuerpos que formarán parte de las carrozas que se mostrarán imponentes en el sambódromo de Potrero de los Funes.

Alexandra Rubiño, una de las personas que trabaja en el lugar, explicó uno de los procesos: “Nos tocó hacer la parte del rostro, lo hacemos con telgopor y cartapesta y usamos un cepillo para dar forma a la nariz y los ojos. La parte de los músculos de este figura, que representará al constructor, también se moldea de la misma manera”. Y agregó: “Trabajo aquí con mis dos hijos y un excelente equipo”.

Estrellas, lentejuelas, mucho brillo y todo el color se montarán en las estructuras de hierro que se transformarán en enormes carros que representarán las políticas más firmes de una Provincia que cree, apuesta y crece. Vivienda, Juegos Panamericanos y Tecnología, tres pilares que serán simbolizados en las carrozas este 8 y 9 de marzo, cuando el Carnaval más grande del mundo se presente en San Luis.

En el lugar se respira arte. Las manos parecen hacer magia cuando, una estructura sin forma, que para los ojos del común es nada más que eso, para ellos es el principio de una gran obra que se verá imponente los dos días de marzo en las alegorías que desplegarán su magnificencia en medio de miles de pasistas y músicos, que por cuarta vez consecutiva, emocionarán a miles de personas que vivirán la euforia de la fiesta más alegre del país.

Nos tocó hacer la parte del rostro, lo hacemos con telgopor y cartapesta y usamos un cepillo para dar forma a la nariz y los ojos.

Nos tocó hacer la parte del rostro, lo hacemos con telgopor y cartapesta y usamos un cepillo para dar forma a la nariz y los ojos.