El resultado de las inspecciones arrojó que todas las plantas funcionan con normalidad. El acueducto cuenta con 26 sistemas que tratan el agua cruda del acueducto y que abastecen a distintos usuarios que se encuentran cerca del sistema.

San Luis Agua se encarga de administrar el agua cruda de San Luis, como así también los sistemas que la almacenan y distribuyen, que se encuentran en todo el territorio provincial. Dentro de estos, se encuentra la administración de 26 plantas cloradoras del Acueducto Nogolí, que tratan el agua de este sistema y la distribuyen a usuarios que se encuentran cerca del sistema.

Gabriel Garbero, subgerente de Aguas Subterráneas y Pozos Públicos de la sociedad estatal, comentó: “Realizamos constantes mantenimientos en estas plantas, por lo que periódicamente es necesario realizar inspecciones para determinar qué tareas debemos realizar sobre estos sistemas. Durante el transcurso de esta semana realizamos inspecciones en los troncales I y II, y encontramos que todos las instalaciones funcionan correctamente”.

Además, Garbero explicó cómo funcionan las plantas y cómo se trata el recurso para que sea apto para el consumo humano: “Estos plantas toman el recurso del Acueducto Nogolí, que suben el agua hasta un tanque elevado por la misma presión del ducto, donde el agua es almacenada y tratada con un dosificador de cloro. Una vez realizado este proceso, el recurso es distribuido a los usuarios y familias que se encuentran a dos kilómetros a la redonda”.

“Cabe destacar que estos sistemas no tienen un caudal de agua infinito, por lo que todos los usuarios deben hacer un uso racional del mismo. Es de suma importancia que todos utilicemos el agua de forma responsable, evitando dejar canillas abiertas durante grandes lapsos de tiempo y acortar los tiempos de aseo”, cerró el funcionario.

 

Nota y foto: Prensa San Luis Agua.