Durante la velada, la puesta en escena de Belén Pueta, quien se caracterizó en “La Pocha”, causó risas, reflexión y esperanza. La actividad se desarrolló bajo el protocolo sanitario vigente.

Desde el Molino Fénix informaron que son cada vez más las personas que se acercan al teatro para disfrutar de los espectáculos que se brindan, que en la noche del jueves estuvo a cargo de Belén Pueta, quien se caracterizó en “La Pocha”, un personaje que ha representado de alguna manera a las mujeres en general.

La personificación de la mujer soñadora, que ha tenido obstáculos y que trató siempre de restaurarse, llamó la atención del público presente que disfrutó de la obra y que simpatizaron con ella.

Este espectáculo se acercó a la vida cotidiana, con historias narradas no desde el dramatismo, sino, desde el humor, dejó un mensaje alentador y reflexivo que caracteriza a la obra.

Las noches de Teatro en el Molino Fénix proponen divertir, entretener y dar a conocer a los y las artistas de Villa Mercedes y sus talentos después de un año obstaculizado por la pandemia.

Desde la organización informaron que durante el evento se cumplieron con todos los protocolos de prevención de COVID-19.

 

Nota y foto: Prensa Cultura – Molino Fénix.