La presidenta del Comité de Crisis, María José Zanglá, explicó como se encuentra la situación sanitaria en la Provincia con respecto a la pandemia. “San Luis se encuentra en una etapa 3, con una circulación comunitaria en conglomerado, en lo que es la ciudad capital y en Tilisarao. Se trabaja para cortar la cadena de contagios y la circulación en estas dos localidades”, detalló. 

Zanglá explicó en declaraciones radiales que en la etapa 3 de epidemia,-cuando empieza a darse el contagio comunitario- lo primordial es focalizar las zonas de conglomerado en la que hay circulación y respetar las medidas sociales de distanciamiento, para poder cortar esa cadena de contagios. “Si nosotros nos distanciamos, si usamos el tapaboca y no mantenemos reuniones sociales, la cadena de contagio cae”, dijo.

“Todos los días se analizan más de un centenar de muestras y generalmente, para decir si los contagios se mantienen o no en el tiempo, hay que tomar al menos una cuarentena completa, o sea 14 días en los cuales el índice de contagios disminuya”, indicó la funcionaria. 

En referencia a la realización de hisopados para hacer los PCR correspondientes, Zanglá precisó que “todos los pacientes sintomáticos están teniendo el resultado de laboratorio en 24 – 48 horas. El día viernes cambió el manejo de los contactos estrechos, no se les realiza PCR, sino que hacen la cuarentena y el aislamiento domiciliario, y si llegan a tener síntomas, sí se les realiza el hisopado. Acatamos ese protocolo para darle más aire y mayor posibilidad de trabajo al Laboratorio de Salud Pública”.

Además la presidenta de Comité de Crisis, comentó que actualmente San Luis, en la gestión pública, cuenta con más de 120 respiradores, conectados y puestos en su lugar. “Tenemos más respiradores, por las dudas que haya que salir a dar mayor cobertura, todo esto sin contar los respiradores de la parte privada. El respirador es una máquina, y la unidad de terapia intensiva no es solamente un respirador, son muchas máquinas que trabajan por el paciente y es el recurso humano el que trabaja permanentemente con un paciente crítico”. 

El Ministerio de Salud trabaja de manera conjunta con el Ministerio de Seguridad y con todos los municipios, en lo que se refiere al control de las disposiciones que se vienen estableciendo. “Siempre dijimos que esta pandemia tiene una responsabilidad social e individual. Con respecto a otras provincias, estamos en una situación muy buena, en la que podemos contener el sistema y en donde los casos diarios no superan el sistema de salud. Pero si no mantenemos, no acatamos las normativas, seguramente el más resentido va a ser el sistema de salud”, comentó.  

En referencia a los pedidos de los comerciantes para volver a abrir sus lugares de trabajo remarcó que  “nosotros entendemos la inquietud de todo el comercio, restaurantes y bares. Desde el punto de vista sanitario creo que estamos en una situación de quiebre, una situación en donde debemos todavía tener el control en cuanto a las cadenas de contagios. Sabemos que están haciendo un sacrificio enorme y les pedimos el último esfuerzo para tratar que a la pandemia en San Luis la pasen de una manera controlada y controlada por nosotros, no que la pandemia nos controle a nosotros”.

Nota y foto: ANSL.