Lágrimas, agradecimientos al Gobierno provincial y muchas fotos para perpetuar este momento de felicidad de los vecinos que este martes vieron concretar el sueño del techo propio en la zona sur de la ciudad de San Luis.

Claudio es jefe de una familia integrada por su esposa y cuatro hijos de 16, 11, 6 y 3 años y anoche fue notificado que se le entregaría una vivienda. “No le dije nada a mi señora y la traje esta mañana al nuevo barrio para darle la sorpresa; es un gran alivio porque dejaremos de alquilar y de vivir en lugares prestados”, expresó al anunciar que esta misma tarde comenzarán con la mudanza.

Marcelo Dante Jofré y su esposa agradecieron la entrega de las llaves de su nueva casa con vista a las sierras: “Tenemos cuatro hijos y nuestra meta era llegar a esto para seguir con nuestras vidas y progresar con menos preocupaciones y sin pensar en alquilar todos los años”, comentó mientras recorría el terreno, que fue entregado con plantas y árboles en el jardín.

Gastón se enteró hace un mes que recibiría su casa y empezó a preparar las pertenencias de su familia para dejar la habitación que le prestaba su madre para vivir junto a su esposa y sus hijos. “Esta tarde traeremos a nuestros cuatro hijos para que conozcan esta hermosa vivienda y empiecen a disfrutar de una vida más tranquila”, destacó.

Entre lágrimas y expresiones de agradecimiento, Agustina Cambareri se enteró ayer por la tarde que la vida de su familia cambiará desde este martes. “Tenemos cinco hijos y están llenos de ansiedad por conocer su nueva casa; estábamos viviendo en la casa de mis suegros y esta noche ya dormiremos acá”, según adelantó.

Rocío Olguín también se enteró el lunes que hoy le entregaban la flamante vivienda que ocupará junto a su hijo de 8 años. “Es un gran alivio dejar de alquilar y por eso estamos muy agradecidos al gobernador por cumplir este sueño”, dijo antes de romper en llanto al recibir las llaves con la carpeta que acredita la adjudicación.

Para Silvia Freire fue un momento de mucha emoción recibir el llamado del Gobierno con la feliz noticia: “Estoy sola con mi hija y vivimos en una cochera que nos presta mi madre; esto es un cambio total en nuestra vidas”, dijo con los ojos cargados de lágrimas.

“No esperábamos tan pronto esta entrega”, expresó Gastón al comentar el alivio que significará dejar de pagar un alquiler. “Con esto también le daremos otra vida a nuestros niños, que podrán disfrutar por primera vez de un patio propio, que es lo que más ansiábamos”, agregó.

 

Nota, foto y video: ANSL.