Los siete luchadores de la ULP se subieron al podio y algunos lo hicieron por partida doble y con toda la gloria, como William Oyola, Yuliana Aguilar y Priscila Romero. En total sumaron siete medallas de oro, una de plata y tres de bronce.

Los siete luchadores de la ULP se subieron al podio y algunos lo hicieron por partida doble.

El Nacional de Lucha se realizó el pasado fin de semana en Chaco, ante la atenta mirada del cubano Erik León, entrenador de la Selección Argentina, que apunta la proyección de los deportistas rumbo a los Juegos Olímpicos de la Juventud 2022.

La escuela de Lucha del Campus de la Universidad de Lucha compitió con siete representantes, entre los 260 inscriptos que tuvo el torneo, que llegaron de 14 provincias: Buenos Aires, Chaco, Santa Fe, La Rioja, Santiago del Estero, Tierra del Fuego, Entre Ríos, Corrientes, Chubut, Córdoba, Tucumán, Neuquén, Misiones y San Luis. Los representantes fueron de 28 clubes y el Campus sobresalió con la cosecha de siete medallas de oro, una de plata y tres de bronce.

William Oyola fue Oro por duplicado: en categoría escolar 75 kg. y en Cadetes -71kg.

También fue primera por duplicado Yuliana Aguilar: Oro en Cadetes -72 kg. y en Juvenil -76 kg.

Priscila Romero logró el Oro en Categoría Dakar 2022 de Lucha Libre; y además fue Bronce en división Escolar -50 kg.

Jerónimo Orellano se subió dos veces al podio: fue Plata en categoría Escolar -62 kg. y Bronce en Cadetes -60 kg.

Juthiel Naranjo logró la presea de bronce en categoría Escolar -68 kg.

Además, Facundo Saquiz fue Oro en Infantil -36 kilos.

Y Zacarías Pérez se colgó la medalla de Oro en categoría Infantil -52kg. Zacarías fue detectado en el mapa deportivo 2018, padece de síndrome de asperger y se integró este año a la escuela de lucha del Campus con una notable evolución.

El grupo deportivo del Campus viajó acompañado por el profesor Luis Miranda, que orienta la escuela de lucha de la Universidad de La Punta que crece en cantidad y, sobre todo, en calidad.

La secretaria del Campus, Juliana Menéndez, remarcó: “La apuesta desde un comienzo fue sostener el crecimiento de nuestros atletas, en el día a día y en su proyección, que puedan viajar y competir en el más alto nivel. Lo que sucedió en el Nacional de Lucha confirma que vamos por buen camino, y sobre todo que el esfuerzo y la dedicación de nuestros deportistas da sus frutos”.

Nota y fotos: Prensa ULP.