El flamante intendente Ernesto Nader Ali explicó que es la prioridad inmediata de la que se ocupará para superar los crónicos problemas con el agua potable que padece esa población del departamento Pringles.

“Las cuestiones graves que esperábamos encontrar se han tornado gravísimas; sabíamos perfectamente que no encontraríamos nada en el haber, sino todo en el debe”, expresó el intendente Nader Ali en conversación telefónica con ANSL.

Ali explicó que esperan la llegada de técnicos de San Luis Agua para aplicar mejoras en la planta de agua y con ello que “nos quedemos todos tranquilos y confiados en contar con el agua potable que siempre tuvimos en La Toma”.

También, destacó que su Gabinete está integrado por jóvenes, en su mayoría mujeres y entre los cuales están cuatro “jóvenes líderes” y funcionarios públicos que pertenecían al Plan Solidario.

Adelantó que las asambleas barriales definirán en los próximos días las obras que consideran prioritarias para la localidad: “Queremos instituir a las asambleas barriales como método de conducción”, según definió.

El intendente, que asumió el martes, también dejó un mensaje para su comunidad: “Vamos a revertir el rumbo, ya que íbamos en una locomotora a un abismo, y que se queden tranquilos porque tenemos capacidad y estamos en un momento bárbaro y no hay ningún escollo que no podamos sortear; como dijo Alberto, el mejor piloto de tormentas, que hemos pasado situaciones peores que esta y siempre las hemos superado, pero entre todos juntos”.

Nota: ANSL.

Fotos: Gentileza El Diario de la República e identidadtomense.com.ar