En 2018, la actividad economía cayó 2,6%, lo que se tradujo en 191.300 trabajadores menos.

Recientemente, tanto el INDEC como el Ministerio de Producción y Trabajo publicaron informes que conviene leerlos en su conjunto. El primero informó sobre la marcha de la actividad económica y el segundo sobre el trabajo registrado.

Los datos centrales. La actividad económica se contrajo un 7% en diciembre de 2018 respecto al mismo mes de 2017 y acumuló una caída de 2,6% en el año pasado. Argentina pasó en 2018 a tener 191.300 trabajadores en blanco menos que en 2017, cayó en términos absolutos. No se toma en cuenta que, en un año, se incorpora a la Población Económicamente Activa aproximadamente el 1% de la población.

Algunos datos para remarcar de la información oficial publicada.

El índice de actividad económica cuando asume Macri era de 141,9 (con base 100 en 2004, es decir que entre 2004/2015 la actividad creció casi un 42%, equivale a un 3,8% de crecimiento anual promedio), el último publicado, correspondiente de diciembre de 2018 es de 136,8, es decir que en tres años se redujo la actividad económica 5,1. Si miramos el trabajo en blanco, en el mismo período, son alrededor de 100.000 trabajadores despedidos, computando sólo los que tenían un empleador privado.

Si comparamos diciembre contra diciembre, la actividad se derrumbó en promedio un 7%, y las tres actividades que mayor empleo producen, industria, comercio y construcción (poco menos de la mitad del total o casi 1 de cada 2 empleos) fueron los que lideraron la caída.

Una curiosidad no tan curiosa. La Intermediación financiera redujo su actividad un 3,4%. Es que se necesitan menos empleados si en vez de que los bancos hagan préstamos al sector privado (Ej. para financiar un proyecto de inversión) que prestarle al BCRA comprando LeLiq. Los Bancos ganan más de 1.000 millones de pesos por día, sólo cobrando los intereses que generan esas letras (en una quincena la Nación podría cancelar la deuda con San Luis si se nos pagara lo que se les paga a los bancos por tener LeLiq).

Llevamos 9 meses de retracción en la actividad económica con pérdida de empleo, y las expectativas de los empresarios, es que va a empeorar.

No es por acá.