Alumnos que participaron de la instancia provincial de la iniciativa educativa se refirieron a los proyectos que elaboraron junto a sus compañeros y que formaron parte de la exposición.

Los alumnos de Cortaderas contaron detalles de su proyecto.

El pasado viernes, el Gobierno de San Luis, por medio del Ministerio de Educación, llevó a cabo la instancia provincial de la Feria de Ciencias 2018. El evento se desarrolló en el Centro Educativo N° 8 “Maestras Lucio Lucero” de la capital puntana y contó con la participación de aproximadamente 300 alumnos expositores que representaron a 4.000 estudiantes, quienes también formaron parte de este proceso de aprendizaje que se inició en las aulas y en los espacios de estudio de los establecimientos educativos.

En total se presentaron 148 proyectos referidos a diversas temáticas como ciencias sociales, ciencias naturales, tecnología, artes visuales, matemáticas y física, entre otras. Cabe señalar que los proyectos destacados, los cuales se darán a conocer en las próximas horas, representarán a la provincia en la instancia nacional que se realizará en Córdoba a fines de noviembre.

Durante la instancia provincial del viernes, los alumnos expositores de todos los niveles y modalidades -provenientes de diversas escuelas de las seis regiones educativas- dieron a conocer los trabajos que desarrollaron junto a sus compañeros durante los últimos meses.

Uno de ellos fue “Una enfermedad dulce, pero amarga”, de la Escuela N° 250 “Tomás Espora” de Naschel. Los alumnos Victoria Soloa y María de los Ángeles Carranza contaron: “Nuestro proyecto trata sobre la diabetes. Queremos concientizar a las personas sobre la alimentación saludable y sobre la importancia de realizar actividad física. En Ciencias Naturales, la seño preguntó qué enfermedades tenían nuestros familiares, y la mayoría dijo diabetes”.

Y agregaron: “Así comenzamos a investigar sobre el tema, buscamos información relacionada a los tipos de diabetes que hay, cuáles son los síntomas y cómo se trata. Nuestra conclusión fue que si la persona con diabetes no se cuida puede llegar a tener grandes riesgos porque se pueden producir graves problemas en el corazón, en las arterias, en los riñones, y diferentes infecciones que no sanan”.

“San Luis dejando huellas” fue otro de los trabajos que se presentó en la instancia provincial de la Feria de Ciencias. Al respecto, las alumnas Valentina Oro y Victoria Castillo Rossi, del Instituto “San Luis Gonzaga” de la ciudad de San Luis, comentaron: “Nuestro proyecto tiene como propósito investigar qué tipo de huella digital predomina en San Luis. Si tiene diferencias significativas en hombres y mujeres, y si son hereditarias. En ese sentido, existen cuatro tipos: lazo, arco, espiral y compuesta”.

Además, indicaron: “Lo que nos impulsó a realizar el proyecto fueron las estadísticas mundiales de 1953 y 1977. En 1953, en Argentina, las huellas eran más bien básicas y comunes, eran lazo y arco. En 1977, con la inmigración, nuestra huella se volvió más compleja; los extranjeros buscaban el lugar más parecido a su ciudad de origen y a San Luis vinieron sirios, libaneses y turcos, volviendo nuestra huella entre lazo y espiral. Desde ese año no se realizó otro estudio, así que decidimos hacerlo a nivel provincial. Nuestra conclusión es que predomina el tipo de huella lazo, arco y espiral. Son hereditarias y no hay diferencias significativas entre sexos”.

Por último, los estudiantes Malena y Rubén se refirieron al proyecto “Los hongos, un mundo aparte” de la Escuela N° 278 “General Franklin Lucero” de Cortaderas. “Nuestro proyecto comenzó acerca del estudio de todos los reinos. En uno de ellos estaba el reino fungi, donde se encuentran las levaduras, el moho y los hongos. Nosotros nos enfocamos en ver los hongos, y los empezamos a asociar con todas las cosas perjudiciales, desconociendo por completo la parte beneficiosa”, afirmaron los alumnos.

Y añadieron: “La mamá de un compañero nos contó tips para conservar hongos para que no se pongan feos y mantengan sus nutrientes, después un chef nos dio una degustación de hongos que nunca habíamos probado y a todos nos gustó, que era cazuela de pollo al champiñón, y una nutricionista también nos contó los beneficios de consumir hongos y sus nutrientes”.

“La conclusión más importante es que los hongos nos aportan minerales tanto para la tierra como para la medicina y para el consumo humano”, comentaron los estudiantes, quienes también sostuvieron: “Participar de la Feria de Ciencias fue una experiencia nueva y muy linda, porque no habíamos llegado antes a esta etapa. Fue dar un paso muy grande hacia adelante y además nos gustó mucho trabajar en equipo”.

Las estudiantes del Instituto “San Luis Gonzaga” también participaron de la instancia provincial.

Nota y fotos: Prensa Ministerio de Educación.