Gracias a los trabajos realizados por casi un centenar de bomberos, brigadistas y vecinos, en la tarde del sábado se controló el último de los focos que permanecía activo en la zona de El Tala y Palo Verde.

El importante operativo desplegado por el Gobierno provincial junto a bomberos voluntarios, socorristas, brigadistas, municipales y vecinos, dio sus frutos y se logró contener el incendio que se desató el jueves en la zona de Papagayos.

“La cuestión climática ayudó mucho, hoy tuvimos un buen porcentaje de humedad, baja velocidad del viento y un descenso de la temperatura, factores fundamentales para lograr contener el fuego”, expresó a ANSL, el jefe de San Luis Solidario, Ignacio Muñoz.

Fueron casi 3 días de intensos trabajos los que permitieron reducir la magnitud del incendio y controlarlo.“Estamos contentos porque logramos contener el fuego y ahora realizamos guardia de cenizas ante la posibilidad de algún reinicio”, agregó el funcionario.

Bomberos oficiales y voluntarios de diferentes localidades trabajaron en el lugar, entre ellos, El Fortín, El Trapiche, Villa Larca, Naschel, Concarán, Merlo, Justo Daract, Los Molles y Renca. También estuvieron los brigadistas de San luis Solidario y bomberos de la provincia de Córdoba.