Los entretelones y la previa de Estudiantes – Juventud. Todo el colorido que se vivió en el Estadio “Juan Gilberto Funes” como parte de los festejos del 424° aniversario de San Luis.

La tarde en la ciudad de La Punta era ideal para disfrutarla en familia y una buena excusa para una salida al aire libre fue el clásico puntano entre Sportivo Estudiantes y Juventud Unida Universitario. Así lo entendió Juan Carlos que le contó a ANSL: “Me gusta ver los partidos en familia y vengo cada vez que puedo”, por eso lo vivió acompañado de su hijo y su padre Sixto, quien reforzó el concepto de que la familia Carrasco era como Suiza: imparcial. “Hay que apoyar a los equipos de San Luis, después de comer un asado en un día hermoso venimos a pasar una tarde viendo fútbol en el Día de San Luis”, enfatizó como si fuera una declaración de principios.

Mientras sorteábamos los controles de acceso al estadio, nos encontramos con tres mujeres: “Soy de Villa Mercedes y vengo a ver a mi hijo, una mamá hincha siempre por el equipo donde juega su hijo”, nos dijo una de ellas y resultó ser la madre del defensor Nicolás Inostroza, hoy en Estudiantes, pero con pasado en Juventud: jugó la temporada 2015 antes de fichar por Gimnasia y Esgrima de Mendoza, su club en los últimos dos años.

Eugenia confesó que “le gustó mucho Juventud” y que “ahora con Estudiantes va a ver qué pasa”. Mariana, la esposa de Nicolás, nos dio los argumentos definitivos: “Mucho amor quedó en Juventud así que cuesta, vamos a ir acostumbrándonos acompañándolo, por ahora hincharemos un poquito para cada uno”, confesó.

Ya dentro del “Juan Gilberto Funes”,  logramos ver los últimos minutos del partido preliminar entre las chicas, que terminó con el clásico femenino definido para las del “Bajo”.

“El último clásico jugué de 9 bien de punta y hoy que me tocó hacerlo de carrilera (8) pude convertir. Estoy muy contenta por la gente que nos vino a apoyar”, señaló Janet Leyes, autora de los goles con que el “Juve” se impuso 2-0 al “Albiverde”.

Mientras abandonábamos el campo de juego, Rocío Ortiz expresó: “El honor que fue dirigir el clásico entre los equipos más laureados en San Luis” y que el fútbol femenino se merecía ser parte de una fiesta así. También, nos dejó una perlita: “Las jugadoras se portaron de diez, ahora el profe de Estudiantes (Ramón Lucero) protestaba más que las chicas”.

Antes de llegar a nuestra ubicación, dialogamos con Raúl, un simpatizante de Estudiantes que ansiaba poder cortar la mala racha: “La verdad, nos tienen de hijos”, reconoció, y camino a la cabina Nº 20, Nelson nos contó: “El aperitivo fue el clásico que las chicas ganaron 2-0. Ahora se viene el plato principal y para festejar el Día de San Luis, si ganamos por el  mismo marcador, la fiesta sería total”, y sus deseos de hincha se convirtieron en un vaticinio revelador que este escriba utiliza a modo de colofón para la nota.

Nota: Adolfo González.

Fotos: Marcelo Lacerda.

Video y edición: Angelina Dresti.