La opinión le pertenece a Daniel, un comerciante del barrio Estrella del Sur, y la dio a conocer mientras la Policía realizaba un nuevo megaoperativo de control y prevención que se extendió desde las 17:00 a las 22:00 de este jueves. En el procedimiento, que se realizó simultáneamente en toda la provincia, hubo 12 detenidos, 14 demorados por antecedentes y 109 vehículos secuestrados.

La Policía realizó un nuevo megaoperativo de control y prevención este jueves a la tarde noche.

La Policía realizó un nuevo megaoperativo de control y prevención este jueves a la tarde noche.

La Policía puntana salió nuevamente a las calles para realizar un megaoperativo de control y prevención. Más de 1.600 efectivos, en poco más de 240 vehículos, partieron de la Jefatura y se distribuyeron a lo largo y ancho de la geografía provincial, aunque el núcleo del trabajo de la tarde noche fue la zona sur y suroeste de la ciudad de San Luis. Específicamente, los barrios que forman parte de las jurisdicciones de las comisarías 4ª, 23ª y 3ª.

Los vecinos de dichos vecindarios, al ver el trabajo de los efectivos, dieron su opinión a ANSL. “Están muy bien los operativos porque nos más dan seguridad. El control de motos, vehículos y personas nunca está de más”, dijo Daniel, un comerciante del barrio Estrella del Sur; mientras que Juan, quien tiene su negocio en el Rawson, señaló: “Los policías están trabajando muy bien”, y sugirió que “tienen que controlar un poco más los vehículos porque andan muy rápido”.

Rosa, del 1º de Mayo, dijo: “Me parece perfecto la presencia de la policía acá y que hagan estos operativos”; su vecino Kevin compartió que “la situación en el barrio ha cambiado bastante desde que se hacen este tipo de operativos”.

Claudio Latini, subjefe de la Policía, comentó que a las 20:00 ya se habían detenido a personas por tenencia de drogas y a dos jóvenes con una moto robada este jueves a la mañana. “Dan resultado estos operativos”, aseguró.

Los efectivos pidieron la documentación a 14.421 personas, de las cuales 14 fueron demorados por tener antecedentes y 12 fueron detenidos, 6 a causa de tenencia de drogas.

Según explicó el subjefe de la Policía, Claudio Latini, la persona que no tiene su DNI al momento del control es trasladada hasta la comisaría de la jurisdicción; luego, ante un médico que constata su estado de salud; y finalmente se lo lleva a la Jefatura, donde averiguan sus antecedentes y se le toman sus huellas dactilares para tener un registro. De acuerdo a los resultados que arroje la búsqueda de antecedentes, puede quedar demorada hasta 24 horas si no tiene ninguna falta, o a disposición del juez de turno si registra haber cometido algún delito.

Además, los policías demoraron a 35 menores, quienes fueron encargados al personal de la Comisaría del Menor que, tras informar al juez de turno de Niñez y Familia, entregaron a los chicos y adolescentes a sus tutores.

El cuerpo de Tránsito hizo controles vehiculares. Se le pidió a más de 7.367 conductores la documentación del vehículo, su licencia y el seguro. La jefa de Tránsito, Natalia Pereyra, comentó que “a los conductores de motos se les revisa que lleven casco, mientras que a los de autos, que tengan el vehículo en condiciones”.

Latini agregó que se verifica que el chasis y el motor concuerden con la documentación mostrada. Además, los efectivos revisan los autos por dentro, principalmente la guantera, el baúl y debajo de los asientos, ya que en estos sitios se suelen encontrar sustancias estupefacientes o sus residuos.

En caso de que algunos de estos puntos no sean cumplidos, el conductor con su vehículo es llevado hasta la comisaría de la jurisdicción donde se trabaja. El auto o moto permanece hasta 24 horas en la comisaría, a excepción que, tras revisar al Registro del Automotor, el vehículo esté con prohibición de andar, denunciado como robado o presente alguna otra anomalía.

Debido a irregularidades y faltas en los papeles, se secuestraron 109 vehículos.

Nota, fotos y video: ANSL.

Fotos: Gentileza Policía de la Provincia.