Le ganó a la Selección de San Luis con goles de “Bebelo” Reynoso, a los 13 del periodo inicial, y de Walter Bou a los 15, de Guido Vadalá a los 29 y de Ramón “Wanchope” Abila a los 48 del complemento, en un partido amistoso que sirvió para festejar el bicampeonato del fútbol argentino logrado recientemente y cerrar el exitoso semestre que ya lo depositó también en octavos de final de la Copa Libertadores de América. Una gran fiesta se vivió para recibir al conjunto de Guillermo Barros Schelotto. Darío Herrera fue el árbitro del partido que concitó la atención de todo el mundo futbolero del país y del público “Xeneize”, que masivamente dijo presente en el Estadio Único de “La Pedrera”.