El 12 de mayo se conmemora el Día Internacional de la Enfermería. María Jorgelina Magliano, licenciada en enfermería que presta servicio en el Centro de Salud de La Punilla, es una de las referentes de San Luis a la hora de hablar de la profesión.

Jorgelina Magliano es enfermera de La Punilla.

Jorgelina Magliano es enfermera en La Punilla.

Jorgelina, también conocida como la “Calandria” (un personaje que interpreta cuando sale a vacunar a los niños), no tiene medias tintas, es frontal y directa: “La enfermería no es solamente colocar inyectables. Es una profesión muy compleja, en donde el enfermero tiene que amar lo que es, lo tiene que sentir y hacerlo saber cuando está con un paciente”.

En estos momentos, la enfermera de la Punilla está abocada a la campaña “San Luis Vacuna”. “Lo más importante siempre es la prevención, todas las madres tienen que vacunar a sus hijos, y la gente mayor que está comprendida en el calendario. Nosotros salimos por el pueblo y recorremos las escuelas así nadie se queda afuera. Incluso, recurrimos a teatralizar algunas acciones para concientizar”, contó Jorgelina.

Magliano es una agradecida y siempre trata de superarse: “Hoy soy licenciada en Enfermería y tengo posgrados, pero entré a esta profesión cuando trabajaba en el Plan de Inclusión Social. Estudié la carrera, luego seguí con la licenciatura, y ya hice un posgrado. Ahora estoy haciendo un curso online que dicta el Hospital ‘Ricardo Gutiérrez’ de Buenos Aires. Si uno quiere, puede”, dijo la enfermera que es profesora de la materia Educación para la Salud en las escuelas de La Punilla y tiene un programa de radio.

Además, forjó un proyecto que ya lleva 14 años: “Trabajo hace mucho tiempo en el Centro de Salud de La Punilla y hace 14 años concreté un proyecto denominado ‘Brigada Vida’, que hicimos con el apoyo de otra gente que me ayudó. Comenzamos con cinco niños y después se fueron sumando adolescentes. Consiste en un programa que enseña primeros auxilios, hace campañas contra las drogas, contra la violencia, les ensañamos la importancia de la vacunación, de la alimentación saludable, de cómo cuidarse del dengue o el zika. Hacemos teatro. Aprenden a cómo actuar ante una hemorragia o un traumatismo. Allá, en el campo, la vida es diferente; por eso, a través de ‘Brigada Vida’, les enseñamos cómo deben actuar ante una emergencia”, remarcó.

En el Centro de Salud de La Punilla, Jorgelina no está sola, el equipo además lo conforma la enfermera, Lorena Picheti; el doctor Carlos Fernández y Melina Tavechio.”Somos un equipo muy compacto, trabajamos, de 7:00 a 20:00, todos los días y hacemos de todo. Amamos lo que hacemos, somos felices en el lugar donde trabajamos. La Punilla es en mi pueblo, ahí es donde hago falta, sé cuantos diabéticos hay, conozco a cada uno de los hipertensos, se quién está triste y necesita hablar, llorar o simplemente un poco de atención”, finalizó, Jorgelina, la “Calandria” de La Punilla.

 

Nota y fotos: Prensa Ministerio de Salud.