Según precisó el jefe del Departamento de Lucha contra el Narcotráfico, Hernán Solóa, en una conferencia de prensa realizada en la Jefatura de la Policía provincial, se trataba de una estructura organizada liderada por cuatro mujeres y dos hombres que vendían cocaína en San Luis Capital y Potrero de los Funes. Hay seis detenidos.

Jefe del Departamento de Lucha contra el Narcotráfico, Hernán Solóa.

El sábado a la mañana inició un operativo en la ciudad de San Luis y Potrero de los Funes. Allí se realizaron cuatro allanamientos de forma ordenada en el marco de una investigación que llevó adelante la División de Lucha Contra el Narcotráfico durante un año y ocho meses.

“Se trata de una organización que se dedicaba a la venta de cocaína en la capital y alrededores y tenía características muy particulares, dentro del estudio se la denomina como una organización cerrada ya que la persona que dirigía la estructura era un integrante de la familia y el resto era parte de esa misma familia con funciones bien determinadas”, detalló Solóa.

En total se incautaron más de 1,300 kg de cocaína, es decir un total de más de 2.600 dosis en el menudeo, entre los allanamientos realizados en Potrero de los Funes, Barrio Universitario, Barrio Las Américas y en la calle Constitución.  Por este procedimiento quedaron seis personas detenidas e incomunicadas a disposición del Juzgado Federal.

En un trabajo muy técnico, Solóa explicó que hicieron hincapié no sólo en la distribución sino en el crecimiento económico de la organización, por lo que fueron secuestraron cuatro autos, una motocicleta, teléfonos celulares, balanzas de precisión, una pistola calibre 22 y más de $ 180 mil.

Quien lideraba la banda no contaba con antecedentes policiales. “Para el personal de Lucha Contra el Narcotráfico es un logro importante”, recalcó.

Nota, foto y video: ANSL.