Visitantes de diversas provincias disfrutan de las aguas termales del lugar. Provienen de Mendoza, Córdoba y Buenos Aires.

Las aguas termales son una buena opción en vacaciones de invierno.

Las piletas municipales son un atractivo que se mantiene en esta localidad ubicada a sólo 25 kilómetros de la ciudad de San Luis. Las aguas termales son aprovechadas mayormente por adultos, pero en estas vacaciones se pueden observar a familias completas disfrutar del complejo.

Jorge Galván visitó el lugar junto a su familia. Los ocho, son oriundos de Fray Luis Beltrán (Maipú) y se hospedaron por cuatro días en la localidad de El Trapiche.

“Es muy lindo y tranquilo, y por supuesto el agua que es espectacular. También hemos recorrido San Jerónimo. San Luis nos encanta y siempre que podemos nos escapamos para acá. Las rutas son espectaculares”, dice Jorge mientras esperan el turno para ingresar.

Graciela Rosales, es una de las trabajadoras del complejo y la responsable de conducir a los turistas a las habitaciones o bien a la gran pileta de agua termal. Desde hace ya varios años trabaja en el lugar y recibe a diario a turistas de numerosas provincias.

“Recibimos a gente de todo el país, pero mayormente de Mendoza, Córdoba, Buenos Aires y, por supuesto, de San Luis. La gente aprende que, más allá de ser un atractivo, el agua cura y mejora muchas problemáticas físicas”.

Mariela Gaspar y su familia también disfrutaron de las piletas termales. Es la segunda vez que visitan el lugar y la idea es hacerlo cada vez que el tiempo y las actividades se los permiten.

“Vinimos con la familia y con nuestros hijos a disfrutar todos juntos. Siempre venimos a San Luis porque nos encantan sus ríos y sierras, está todo cerca y a nosotros nos queda a dos horas y media, así que aprovechamos eso”, señaló.

 

Nota y fotos: Prensa Ministerio de Turismo.