El Ministerio de Salud y San Luis Agua trabajarán en conjunto para realizar las mediciones de agua cruda en toda la provincia. Se tendrá un informe físico-químico y microbiológico de las muestras, además del nivel de cloración del agua para una mayor precisión y control del vital recurso hídrico.

Salud y San Luis Agua, juntos en el control del agua cruda.

Salud y San Luis Agua, juntos en el control del agua cruda.

Participaron de la reunión junto al ministro de Salud, Marcelo Riera; el presidente de San Luis Agua, Facundo Domínguez; la jefa del Subprograma de Fiscalización Sanitaria, Yanina Reviglio, e integrantes del Área Bromatología del Ministerio de Salud.

El objetivo del encuentro fue coordinar acciones en conjunto para el fortalecimiento interinstitucional dentro de la estructura de Gobierno: “Haremos transferencia en materia de capacitación a todo el equipo de San Luis Agua para realizar los muestreos, a los efectos de hacer mediciones en agua cruda, distintos tipos de represas y diques, con la finalidad de tener, por un lado, valoraciones estrictamente físico-químicas y por otro, el análisis microbiológico, más allá del nivel de cloración del agua”, señaló Riera.

El aprovechamiento de la logística que tiene San Luis Agua en cada uno de los puntos de la provincia será complementado por el Ministerio de Salud con la provisión de insumos básicos para realizar los muestreos que irán complementados con el adiestramiento para tal fin del personal.

“Históricamente, este trabajo entre el Ministerio de Salud y San Luis Agua nunca se llevó a cabo. Ahora, con una labor unificada, tendremos mayor precisión a la hora de conocer las mediciones”, puntualizó el ministro de Salud.

Los resultados de los datos obtenidos serán comunicados nuevamente a San Luis Agua y transferidos al Ministerio de Gobierno, Justicia, Culto y Transporte a través de Asuntos Municipales y de allí a cada una de las intendencias donde se efectúe la recolección de muestras, la misma tarea se replicará en el Programa Infraestructura Hídrica para completar el anillo de supervisión y control.

“Las plantas potabilizadoras realizan sus muestreos al igual que el Ministerio de Salud lo hace en el domicilio de sus pacientes, la información se direccionará al Subprograma Fiscalización Sanitaria y, específicamente, al Área de Bromatología. La cartera sanitaria hará una inversión en equipamiento y tecnología aplicada, acorde a los requerimientos de la tarea a desarrollar”, concluyó Riera.

 

Nota y foto: Adolfo González – Prensa Ministerio de Salud.

Corrección: Berenice Tello.