El alumno de 54 años habló en representación de sus compañeros durante el acto de egresados que se realizó en el Salón Blanco de Terrazas del Portezuelo. A continuación, su mensaje:

El gobernador Claudio Poggi saludando a Jorge Herrera luego de sus palabras.

El gobernador Claudio Poggi saludando a Jorge Herrera luego de sus palabras.

Buenas tardes:

Señor gobernador, autoridades, estimados maestros, padres de familia, amigos y demás personas que nos honran con su presencia en esta ocasión, muchas gracias por estar aquí. Es un gran honor para mí tomar la palabra en nombre de todos mis compañeros graduados en este día tan esperado y especial.

Mi nombre es Jorge Herrera, tengo 54 años. Este es un día muy especial para mí, ya que en el día de la fecha me convierto en un egresado del Plan de Inclusión Educativa. Único plan a nivel nacional que abrazó  tantos ciudadanos, otorgándoles el derecho de terminar sus estudios.

Hace 6 meses atrás que ingresé al PIE; desde entonces comenzó un proceso de superación y crecimiento personal que me dio la posibilidad de volver a soñar y creer en mis propias capacidades. Esto fue un desafío para mí, ya que a mi edad no solo la concentración y la memoria cuestan más sino también la nueva metodología que plantea el Plan, que implica el manejo de elementos de la era digital.

Pertenezco a la tercera etapa, es decir que me quedaban pocas materias para poder recibir mi anhelado título primario, y hoy lo he logrado. Que palabra tan significativa, que conlleva sacrificio, dedicación, compromiso y satisfacción.

No pensé que este momento llegaría tan pronto; veía lejos este lugar, sin embargo, hoy terminamos y a la vez empezamos una nueva etapa. Una nueva etapa porque puedo seguir con mis estudios secundarios, gracias a la implementación del Plan de Inclusión Educativa que abarca todos los niveles educativos.

Gracias, señor gobernador, por hacer posible este sueño.

Gracias a la ULP por hacer posible la formación de esta generación de alumnos.

Gracias a nuestros facilitadores y tutores virtuales en todas y cada una de sus variantes.

Gracias a mi familia por su apoyo incondicional y por creer en mí.

Es un día muy especial, donde los sentimientos se encuentran, donde la alegría florece y las esperanzas crecen, nunca dejemos de luchar por nuestros deseos, nunca bajemos los brazos, nunca pierdan las esperanzas, porque cuando uno se lo propone no existe nada que lo detenga.

Antes de finalizar mi discurso, quiero desearles los mayores éxitos y espero que los sueños los lleven a las esquinas de todas las sonrisas, a lo más alto de sus esperanzas, a las ventanas de las oportunidades, y a los lugares más especiales que sus corazones han conocido.

Y nunca olviden que:

“Todos nuestros sueños se pueden volver realidad si tenemos el coraje de perseguirlos”.

Gracias por su atención.

Video: Jorge Herrera, egresado del nivel primario del PIE